Hasta 17 marcas distintas han sido afectadas por un recall voluntario del cierre rápido de la rueda delantera de algunos de sus modelos. Al parecer, dicho cierre puede quedar enganchado en la en el disco de freno, por lo que la firma estadounidense ha decidido realizar su sustitución. Según informa Specialized, una de las firmas que lo equipaban, están afectadas “todas aquellas bicicletas equipadas con frenos de disco cuya palanca del cierre de rueda contacte con el disco delantero cuando este permanece completamente abierto”.

Por contra, quedan exentos de cambio los modelos que tengan como mínimo 6 milímetros de espacio libre entre la palanca y el disco. Para comprobar si tu bicicleta es una de las afectadas Specialized recomienda hacer una prueba con un lapicero. “Si el lapicero pasa entre la palanca del cierre rápido completamente abierta y el disco, su bicicleta no es un modelo afectado”, informa la firma californiana en a través de un comunicado.

Para más información y saber cómo hacer la comprobación, algunas de las marcas afectadas, entre las que se encuentran Giant, Cannondale o Haro,  ha habilitado la página web www.quickreleaserecall.com.

En el siguiente vídeo se explica todo lo que hay que saber sobre el problema:

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.