Un piloto puede controlar su entrenamientos, también puede controlar su bicicleta y su puesta a punto, pero lo que seguro no puede tener bajo su control es el tiempo con el que realiza una prueba y el entorno.

Y es que la penúltima carrera de la Enduro World Series disputada en Aínsa Zona Zero, una vez más nos recordó lo competitivo en que se ha convertido este deporte, y en concreto esta disciplina del BTT.

Separados por escasas milésimas entre un gran número de bikers, el estar en posición de podio o quedar fuera de él se decidió por pequeños detalles.

Todos los participantes se vieron obligados a dejar de el clima, los accidentes y se concentraron en sacar el máximo de partido a sus máquinas para intentar conseguir el mejor tiempo.

No os perdáis este vídeo que tiene como protagonista al biker de Specialized Curtis Keene, entro otros, y en el que nos explica las sensaciones que vivió en Aínsa. Evidentemente también disfrutamos de sus bajadas. ¡Aquí va!

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.