Cada día surgen nuevas tecnologías en torno a la motorización de las e-bikes, pero en este artículo os presentamos algunas de las más populares que hay en la actualidad.

BOSCH: tecnología alemana de última generación

Bosch

No hace falta mencionar que Bosch es ahora mismo el líder del mercado de e-bikes. Su plataforma es la que tiene una mayor implantación, con un motor central propuesto en varias potencias (Active, Performance y Performance CX), acompañado de baterías con montaje en cuadro, así como diversos tipos de pantalla (Intuvia y Nyon) en manillar.

Es el motor que más e-bikes montan y, por tanto, uno de los más probados sobre el terreno. Aunque nuevas marcas
amenazan su hegemonía, Bosch presenta este año el nuevo CX, más compacto, ligero, con un par motor que aumenta hasta 75 Nm y asistencia de hasta un 300 %, además de nuevas baterías de 500 Wh. Siguen vigentes los modelos más sencillos Active y Performance.

YAMAHA: la dura competencia que viene desde el sol naciente

Yamaha

Con un esquema prácticamente calcado de Bosch, con un motor central en pedalier, combinado con controles en manillar y batería montada en el tubo diagonal, la oferta de Yamaha se ha instaurado rápidamente de la mano de marcas como Haibike, que han basado parte de su producción en el motor nipón. Con una potencia que en un principio desmarcó a Bosch (hasta la salida del CX), el Yamaha promete datos de autonomía y potencia similares, un motor compacto y algo más ligero, con la experiencia en propulsión que puede ofrecer una marca como Yamaha. Desde luego, el tacto del Yamaha es algo más suave y a la vez potente que el Bosch, pero se queda algo atrás en potencia y par respecto al nuevo CX alemán.

BROSE: posiblemente la marca de motores que más dará que hablar

Brose

Con la llegada de la nueva Specialized Levo, Brose ha demostrado que es uno de los sistemas de motor central que no teme a los grandes. Su potencia extra, gran capacidad de sus baterías y un suave rodar prometen posicionarse en el mercado de forma importante.

Su primer motor ya ha dado un golpe de efecto y esperamos con ganas la siguiente evolución. Con un diseño que permite una integración total del compacto motor (3,4 kg) en el cuadro y una batería también camuflable como en la Specialized Levo o algunas bicis BH, tienen todo a su favor para convertirse en el motor del futuro. Su posibilidad de montar dos platos también es un buen punto a su favor, así como su construcción y diseño en la EU.

SHIMANO: con mucho bagaje ciclista a su favor

Shimano

Al contrario que otras marcas de motores, Shimano cuenta con la ventaja que le otorga su know-how en el sector de la bici.

Tras un intento fallido en 2010 de lanzar su grupo Steps, Shimano replanteó la estrategia y promete dar guerra en breve (finales de 2016-2017), al extender el uso de su motor Steps al sector de las e-bikes de montaña.

Actualmente en uso en bicis de trekking y alguna adaptación a off-road (con Merida por ejemplo), el motor Steps, muy compacto y con el centro de gravedad muy bajo, ofrece la posibilidad única de integrar un buje de Alfine trasero o incluso combinarse con el sistema electrónico Di2 para una comodidad e integración máxima de los cambios de marcha.

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.