Fabric acaba de anunciar una garantía de ajuste perfecto de 60 días para todos sus sillines vendidos en Europa. Es decir, si el consumidor no está satisfecho con su funcionamiento en ese periodo de tiempo podrá cambiarlo por otro modelo de la marca.

El objetivo es que cada biker pueda tener un primer contacto con el sillín antes de decidir quedárselo definitivamente y que termine escogiendo uno que se adapte perfectamente a sus necesidades. “La comodidad de un sillín es algo muy personal y ningún sistema de ajuste puede sustituir la posibilidad de probar un sillín”, destaca el director general de Fabric, Nick Larsen. “Sabemos que nuestros sillines son excepcionalmente cómodos, pero siempre recomendamos a los ciclistas que no compren antes de probarlos. Nuestros clientes europeos disponen ahora de 60 días para asegurarse de que han elegido el mejor”. 

La garantía de ajuste perfecto de Fabric estará disponible en Europa a partir del 2 de enero de 2016.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.