Sam Pilgrim es un biker que está más que acostumbrado a volar por los aires por alguno de los lugares más peligrosos del planeta, y en cualquier terreno. Y tal como vemos en este vídeo, las calles de Londres, absolutamente empapadas, no son una excepción.

Cualquiera que haya tenido el placer de montar en una de las bicicletas de alquiler en la capital británica seguro que pensará que son bastante pesadas y muy lentas, a pesar de las decenas de ventajas que ofrecen.

Pues bien, Pilgrim y sus amigos lo convierten en un juego de niños, realizando trucos y maniobras de freestyle absolutamente increíbles para tratarse de bicicletas de este tipo. Hacen de todo: bajan y suben escaleras, piruetas en el aire y un sinfín de acrobacias más. ¡Sencillamente espectacular!

Veremos en un futuro no muy lejano que acaba pasando en otras ciudades europeas con las bicis de alquiler…

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.