Durante los días que vivimos trabajando en los pasados mundiales de Vallnord, tuvimos tiempo de hablar con los mejores corredores del planeta y de paso, fotografiar y ver con detenimiento algunas de sus bicis, a las que sólo en ocasiones como ésta, tenemos acceso. De hecho, hace unos días ya os mostramos con todo lujo de detalles la bici de uno de los nuestros a quien pudimos ver allí, Sergio Mantecón. Pues bien, en esta ocasión podemos disfrutar de los entresijos de la bici de otro de nuestros bikers más internacionales, sino el que más, José Antonio Hermida. El de Puigcerdà nos cedió su imponente Merida Big Nine Carbon CF Team durante unos minutos, justo el tiempo necesario para fotografiarla de arriba abajo y tomar notas de sus peculiaridades, siempre con las aclaraciones y comentarios del propio Jose.

Fotografiamos la bici justo antes del entrenamiento pre competición, con la misma configuración con la que Hermida corrió el mundial.

Fotografiamos la bici justo antes del entrenamiento pre competición, con la misma configuración con la que Hermida corrió el mundial.

Lo cierto, es que siendo una bici que tiene una configuración parecida a la del modelo de calle, tiene evidentemente algunos aspectos customizados según los gustos personales del corredor español del Multivan Merida. Hay que destacar además, que Hermida, uno de los más experimentados en la Copa del Mundo que desde hace un par de años apuesta por las ruedas de 29” aún teniendo la posibilidad de correr con la Big Seven, la hardtail de Merida, pero con ruedas de 27,5”.

Para la carrera de Vallnord, Hermida usó un plato de 34 dientes y el ya habitual guiacadenas FRM KCU de carbono.

Para la carrera de Vallnord, Hermida usó un plato de 34 dientes y el ya habitual guiacadenas FRM KCU de carbono.

Entrando al detalle de la bici, probablemente el uso de acoples es una de las cosas que más llama la atención en esta Big Nine, un componente que en cierta manera, dejó de utilizarse con la aparición de las bicis de 29” y los manillares anchos de incluso más de 70 mm para el XC, pero que él sigue considerando indispensable a tenor de su explosivo estilo de conducción. Por lo demás, el resto de personalizaciones van muy en la línea de lo que hacen la mayoría de corredores de elite y que buscan un cierto ahorro de peso. Emplea desde cierres y ejes de rueda ultraligeros, tornillería de titanio y como no, prescinde de la tapa superior de la dirección para además, obtener una posición de conducción más agresiva a la hora de dar pedales.

La tapa superior de la dirección se suprime, para conseguir una posición más agresiva de escalada.

La tapa superior de la dirección se suprime, para conseguir una posición más agresiva de escalada.

Aclarar por último, que fotografiamos la bici justo el día antes de la prueba élite masculina del mundial y con la que Jose entrenó el circuito ese mismo día, de echo, nos la cedió uno minutos antes de iniciar su entrenamiento. La Merida por tanto, tenía ya la misma configuración con la que Hermida disputó la carrera al día siguiente, una norma no escrita, pero que los corredores más profesionales llevan a rajatabla, por aquello de no hacer nunca cambios de última hora.

Ejes pasantes FRM para ahorrar algunos gramos.

Ejes pasantes FRM para ahorrar algunos gramos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.