A lo largo de los tros más de 175 años de historia, la personalización siempre ha sido una de las mejores armas de Orbwa. Desde que comenzron a fabricar bicicletas su objetivo no ha variado: que puedas pedalear con una bici que sea exactamente como tú has elegido.

Cada usuario es único. Todos sabemos que buscar un mismo tipo de bicicleta no significa que tengamos la misma bicicleta en la cabeza…y tampoco las mismas necesidades. Hay usuarios que exprimen su bici de carretera los siete días de la semana y otros que le dan un uso menos intensivo. Hay quien mete su MTB por las trialeras más imposibles y otros prefieren disfrutar de la libertad de la montaña por terrenos más relajados. Hay usuarios que prefieren invertir en la transmisión mientras otros prefieren tener la última horquilla del mercado, hay quien busca la máxima ligereza al configurar los componentes de la bicicleta y quien está pensando en si debe tener uno, dos o tres platos…

Al final, lo importante es que la bicicleta esté configurada tal y como tú quieres: poder elegir entre diferentes piñones, ruedas, sillines… aquellos que mejor se adapten al uso que le vas a dar. En definitiva, que puedas llevar la personalización de tu bicicleta hasta donde tú quieras. Eso es MyO, nuestro compromiso de fabricar para ti exactamente la bicicleta que necesitas tal y como tú la has configurado: bien a través de orbea.com o bien con el asesoramiento de tu distribuidor Orbea.

La personalización como valor

En los primeros tiempos de Orbea, cuando nos dedicábamos a la fabricación de pistolas en nuestro pequeño taller de Eibar, la personalización ya era un elemento de diferenciación de nuestros productos: el fino trabajo de damasquinado, los detalles de oro y plata, el grabado de las iniciales del cliente… buscaban que la identidad del dueño se viera reflejada en el producto.

La customización ha permanecido como un valor de Orbea a lo largo de las diferentes épocas por las que ha pasado el sector: ajustando las bicicletas a las medidas de cada persona cuando el modelo de fabricación consistía en el corte y soldadura de los cuadros; ofreciendo la posibilidad de elegir los componentes cuando se impusieron los tallajes con las geometrías definidas; poniendo el nombre del usuario en la bicicleta cuando se empezó a pintar con aerógrafo…

Sin embargo, hasta hace unos pocos años no le habíamos puesto nombre a esta vocación -que siempre ha estado en nosotros- de crear para ti exactamente la bicicleta que quieres: a esta forma de hacer posible que tengas una bicicleta tan única como tú la hemos llamado MyOrbea (MyO).

¿MyO o MyOLite?

MyOrbea es personalización a distintos niveles. En muchos casos sencillamente consiste en que tú selecciones los componentes favoritos de tu bicicleta ideal y que nosotros la construyamos: es una opción a la que llamamos MyOLite y que se extiende a toda la gama Orbea de carretera, montaña y triatlón.  MyOLite es tu capacidad de tener una bicicleta con, por ejemplo, los frenos que te ofrecen mejores sensaciones, las ruedas de tu marca de confianza, el plato o el sillín que prefieres… en lugar de los que el modelo ofrece de manera estándar.

Pero también hay usuarios que desean la máxima exclusividad y por ello ofrecemos MyO en toda su extensión para nuestros modelos Orca, Alma y Ordu: en la versión más completa de MyO, además de seleccionar tus componentes favoritos, podrás elegir también el color o combinación de colores del cuadro y poner tu nombre a una bicicleta potencialmente tan única como tú

Una manera diferente de hacer las cosas

El modelo industrial de Orbea es el que hace posible proporcionar este nivel de personalización y flexibilidad sin coste añadido para el usuario: Orbea no es un almacén de bicis. Somos fabricantes de bicicletas, contamos con unas instalaciones de pintura muy avanzadas tecnológicamente y, sobre todo, con personas con una elevada cualificación técnica que miman cada paso del proceso.

Quienes pintan y montan íntegramente en nuestra sede de Mallabia la bicicleta que has configurado a tu medida también son unos apasionados de la bici y, además, son propietarios de la empresa. Por ello, de alguna manera, cada bicicleta MyO lleva su nombre y apellidos además del tuyo.

El cien por cien de las bicicletas de Orbea, cuando se fabrican, ya tienen un destinatario.  Nuestra planificación se revisa semanalmente, nuestra producción se programa cada día: sólo fabricamos aquello que hemos acordado con nuestros distribuidores y cada una de las bicicletas que vosotros nos pedís a través de MyOrbea.

Este modelo resulta más sostenible para todos. Como usuario sabes que tu bici no es un producto de una cadena de montaje sino algo creado en exclusiva para ti. Por ello es muy probable que establezcas con ella un vínculo emocional especial que te llevará a cuidarla mejor e intentar que dure lo máximo posible.

El distribuidor, como siempre, es parte imprescindible de la ecuación. En primer lugar, porque su asesoramiento te será muy valioso a la hora de decidir qué componentes se pueden ajustar mejor a tus características y al uso que le vas a dar a tu bici. Pero incluso si la personalizas por tu cuenta y la recoges en tu tienda de siempre, seguirás acudiendo a ella para que acompañe la evolución de la bicicleta a lo largo de toda su vida útil (ajustes, asesoramiento, recambios…)

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.