Ya están disponibles en España toda la nueva gama Powerfly+ con dos grandes novedades en su catálogo: la aparición de la primera bici de Trek de doble suspensión, la Powerfly+ FS (Full Suspension) y también de la incorporación en su gama de bicis rígidas de un modelo específico de mujer, las nuevas Powerfly + WSD (Women´s Design). La marca de Waterloo eligió la sierra de Granada para presentar a los medios internacionales su gama de bicis eléctricas para 2015: la versión rígida, la de mujer (WSD) y con especial énfasis en el modelo de doble suspensión, la Powerfly+ FS de la cual ya están disponibles las primeras unidades en nuestro país.

Los ingenieros de Trek han empleado todos sus conocimientos y experiencia acumulada en modelos de éxito como la Remedy o la gama Fuel EX (han trabajado partiendo de él) para desarrollar su primera bici eléctrica de doble suspensión, con ruedas de 27.5″ y 120 mm de recorrido para ambas suspensiones. Los tres modelos que conforman la gama comparten cuadro de aluminio Platinium con una idéntica geometría dinámica y confortable, huyendo de los radicalismos de bicis más agresivas. El leitmotiv de estas bicis no es otro que la diversión, ampliar el radio de acción de tus aventuras pudiendo llegar más lejos, en menos tiempo y con el esfuerzo que tu desees.

Todas ellas contarán con cinco tallas, muy trabajadas especialmente en las franja intermedia de tallas para dar así con la medida ideal para a cada usuario. Concretamente son: 15.5″, 17.5″, 18.5″, 19.5″ y 21.5″ . Y como es costumbre en toda la gama de eléctricas de Trek está monopolizada por los motores eléctricos Bosch, los dos moldeos más altos de gama emplean la motorización Performance y la FS 5 la Active, ambas limitadas a 25 km/h. Así es su gama Powerfly+FS:

POWERFLY+ FS 9. Es el modelo más alto de su gama y posee un coste de  4.699 euros. Entre su montaje destaca por el cambio y piñón X1, horquilla RockShox Revelation RCT3, RockShox Monarch Debonair RL y tija de sillín telescópica de RockShox Reverb.

POWERFLY+ FS 7. Su modelo intermedio tiene un precio de 4.199 euros y como principales diferencias respecto a al modelo tope de gama son la horquilla FOX 32 Float con CTD, cambiotrasero Shimano XT Shadow Plus con casete de 10 velocidades, concretamente un 11-36. No lleva tija hidráulica y monta unos frenos hidráulicos Shimano M615.

POWERFLY+ FS 5. 3.599 euros son el precio de su modelo más accesible. A diferencia de los dos modelos superiores que montal la Performance equipa una motorización Boch Performance Cruise, horquilla RST F1rst 27,5″ RC  y amortiguador RockShox Monarch RL sin DebonAir.

Y la otra gran novedad es la incorporación de un a línea de bicis eléctricas de suspensión delantera específica para mujer. Partiendo del modelo Powerfly que ya conocíamos han rediseñado el cuadro y su morfología para adaptarlos a las necesidades del público femenino. Y es que según datos de la propia marca el 25% de los compradores de bicis eléctricas es femenino, un porcentaje este muy elevado si lo contrastamos con el tradicional público masculino del mtb. Es por ello que estas bicis son más versátiles que cualquier otro modelo de e-Bike del catálogo de Trek ya que permiten equipar doble botellero, guardabarros en ambas ruedas, portabultos trasero, luces o sillitas infantiles.

Los dos modelos que conforman la gama Powerfly+ WSD monta ruedas de 27.5″, horquilla de 100 mm de recorrido y estarán disponibles únicamente en dos tallas: 15.5″ y 17.5″ desde 2.499 euros para el modelo WSD 5 y 3.199 euros.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.