Radio Salil y el CAR han resumido en un decálogo los diez consejos básicos para que todos aquellos que puedan disfrutar del deporte en general y de la bicicleta de montaña lo hagan en condiciones óptimas, y que de esta manera, los farmacéuticos puedan aconsejarles lo mejor posible en sus dudas cotidianas.

A continuación os presentamos el “Decálogo de recomendaciones para un deporte saludable”:

  • Hábitos higiénicos saludables: “Comienza por cuidarte”: Secarte con detenimiento los espacios entre los dedos de los pies para evitar la aparición de hongos, usar calcetines de calidad y cortarte las uñas de los pies, son algunas de las medidad de higiene corporal que no podemos olvidar. También usar una crema con la protección adecuada y gafas con filtros de rayos ultravioletas de calidad son medidas que ayudarán a tu buen hacer a la hora de hacer deporte.

 

  • Planificación del entrenamiento y agenda realista: “Organiza tu plan de entrenamiento”: En el entrenamiento se alternan situaciones de actividad y de recuperación. Es necesario incluir ambas dentro de la agenda semanal para facilitar los procesos de adaptación del cuerpo, porque el objetivo es mejorar tanto la condición física, como la salud. Es recomendable preparar una agenda realista en función de la vida laboral y personal, con objetivos accesibles para evitar la ansiedad que producen las metas demasiado exigentes. El objetivo es una progresión lenta, incrementando en primer lugar la duración de las sesiones para después, aumentar la intensidad y finalmente el número de sesiones semanales.

 

  • Equipación y material “Elige el material adecuado. Déjate asesorar”: Es muy importante saber qué vestimenta se usa para cada época del año. Los “gadgets” pueden ser un gran aliado, pero no pueden sustituir el consejo de un verdadero profesional.

 

  • Hidratación y nutrición: “Garantiza la recuperación de energía que consumes”: Es recomendable ingerir 2 horas antes de la actividad entre 200-500ml de agua con o sin sales minerales y 150-300 ml de líquidos. Una dieta suficiente, variada y equilibrada se consigue cumpliendo la frecuencia recomendada de los diferentes grupos de alimentos, es decir, hidratos de carbono, proteínas, minerales y vitaminas. Las grasas hay que evitarlas en la medida de lo posible.

 

  • Preparación para la actividad física:“Actívate antes de la sesión”: Un entreno no puede iniciarse sin la preparación adecuada. Es importante realizar una fase de calentamiento porque minimiza el riesgo de sufrir una lesión. Como parte de la preparación, es importante aplicar calor en los músculos para evitar posibles lesiones, los especialistas recomiendan para ello, el uso de un antiinflamatorio tópico, que aplicado antes y después de la competición, ayuda tanto a la preparación del músculo como a su recuperación.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.