10 motivos por los que vale la pena comprar una e-bike

Las bicis eléctricas han venido para quedarse, y cada vez están cogiendo más peso el sector del ciclismo pese a que todavía hay mucho escéptico. Por ello queremos revisar 10 motivos por los que vale la pena comprar una e-bike.

Tal es la fiebre de las bicicletas eléctricas que están empezando a verse en todo tipo de modalidades, ya sea mountain bike, carretera, gravel, o para desplazamientos diarios por las ciudades. Incluso es cada vez más habitual verlas en competición, como por ejemplo en el Mundial de MTB que tuvo lugar a finales de 2020 y vio a Tom Pidcock y Melanie Pugin coronarse en sus respectivas categorías.

Para muchos seguirán siendo una bicicleta con motor que interfiere con una de las ideas principales del ciclismo: el pedaleo sin asistencia. Pero para otros puede ser una manera de seguir disfrutando de este deporte o de descubrir rincones que antes parecían inalcanzables.

rutas en e-bike

Lo importante es ser lo más abierto posible en este tema, y dejar que cada uno disfrute como quiera del ciclismo. Por eso hemos querido recopilar una serie de motivos por los cuáles consideramos que las e-bikes también son una opción viable.

10 motivos para comprar una e-bike

1) La edad ya no será un factor

Uno de los grandes beneficiados de la llegada de las e-bikes son aquellas personas que ya no tienen el físico de hace unos años, ya sea por edad u otro motivo, y que se fatigan en exceso al rodar con una bici convencional por senderos exigentes. Las e-bikes son un soplo de aire fresco para ellos al ver que ahora pueden seguir disfrutando de su deporte favorito. Esto también aplica para casos como el de Paul Basagoitia, que después de sufrir un duro accidente que casi le deja sin movilidad, aún puede seguir pedaleando gracias a las bicis eléctricas.

2) Rueda cuesta arriba

Otra de las grandes ventajas, y uno de los motivos principales para comprar una e-bike, es poder afrontar cuestas con mucha más facilidad gracias al apoyo del motor que lleva integrado. Si vives en una ciudad con muchas subidas y bajadas y nunca te habías planteado seriamente usar una bici por esta dificultad o por no llegar sudado a tu destino, ahora no tienes excusa. También aplica en el mountain bike, pudiendo subir mucho más alto para luego disfrutar de descensos más prolongados.

3) Salidas más largas

Similar al punto anterior, además de llegar más arriba también puedes llegar más lejos. Tus salidas en bici las puedes prolongar gracias a que el motor te permitirá regular la intensidad de tu pedalada y así no desgastarte antes de tiempo. Esto facilitará organizar excursiones a lugares más lejanos. Claramente la autonomía no es ilimitada, aunque cada vez las baterías tienen más duración o se venden varias extraíbles para ir rotando cuando una se gasta. Pero piensa que nunca te quedarás colgado ya que una e-bike también funciona sin el motor.

4) Cuida del medioambiente

Esto aplica sobre todo para aquellas personas que se mueven por la ciudad en moto o coche y que no quieren dejar de lado la comodidad de llegar sin apenas esfuerzo al trabajo u otro destino. Con una e-bike el esfuerzo no será un problema y lo mejor de todo es que ayudará a reducir la huella de carbono. Según la Agencia de Protección del Medio Ambiente un coche emite 40 veces más CO2 que una bici eléctrica, casi nada…

6) Puedes salir ganando en precio

Un argumento muy común en contra de las bicis eléctricas es el precio, pero eso no tiene porque ser verdad, particularmente si es para sustituir un coche o una moto. Su precio es claramente inferior a la de un coche, mientras que también sale más barato que muchas motos, especialmente a la larga, ya que cuesta mucho menos dinero recargar la batería que llenar el depósito con gasolina. En cuanto a la comparación con las bicis convencionales, sí que hay algunas que son bastante más caras pero cada vez hay más ofertas de e-bikes a precio razonable.

7) Olvida el viento en contra

El viento en contra puede resultar muy molesto al rodar en bicicleta ya sea por ciudad o en carretera, pero con el empujón extra que nos aportan los motores de las e-bikes esto dejará de ser un inconveniente.

8) El nivel no importa tanto

Si alguna vez te has sentido intimidado por el alto nivel que tienen tus amigos, muy superiores en cuanto a rendimiento y/o velocidad, ahora no tendrás que preocuparte por quedar colgado o muy atrasado. Con una e-bike te será más fácil disfrutar con ellos y adaptarte a su nivel para pasarlo genial en grupo.

9) Regula el esfuerzo

Se argumenta que con las bicis eléctricas uno no suda ni hace esfuerzo, pero eso no es para nada cierto. De hecho puede ser todavía más duro si en algún momento decidimos utilizarla sin activar el motor, pero la gracia está en poder ir ajustando y regulando la intensidad según nuestras necesidades u objetivos. El hecho de tener motor incluso hace que se alarguen las salidas debido, lo que supone más horas de ejercicio.

10) Entrenamiento cruzado

Por último, cabe apuntar que si eres una de esas personas a las que le gusta combinar distintos deportes, la e-bike es una opción ideal para el entrenamiento cruzado. Como comentábamos antes, es una herramienta ideal para regular la intensidad si por ejemplo apetece una sesión menos exigente después de practicar otro deporte el día anterior, o si por el contrario queremos darnos más caña todavía. Además, esto también aplica durante la recuperación de una lesión en la que conviene rodar con más suavidad, sin exigir demasiado a nuestra parte del cuerpo afectada, como puede ser una rodilla o un tobillo.

4 Respuestas

  1. Jesús

    Lo único malo y ala larga lo más importante, pierdes forma física, por mucho que subas en modo eco, no sufres. Y luego en llano no sirven como bicicletas , la limitación a 25 km es su cruz.

    Responder
    • Salvador

      Estas equivocado, no pierdes forma física, puedes sufrir igual que con una "muscular"; haces lo mismo que con una normal pero más rápidosa.

      Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.