Hacía tiempo que no probábamos un portabicicletas, y más si hablamos de los que van anclados en la bola de remolque. ¡Y menudo lujo! Además de la comodidad a la hora de cargar las bicicletas, e incluso de montar el portabicis, está claro que el trasero de bola es lo más cómodo, y también seguro.

¿CÓMO VA?

Es verdad que si sufrimos un impacto por la parte trasera del vehículo, será lo primero que sufra el accidente, pero todo el resto son ventajas. No has de estar pendiente en peajes o entradas de parking de si impactarás o no, aerodinámicamente hablando son sin duda los más eficientes y, como ya hemos mencionado los más cómodos con diferencia.

Además, en el caso de este Whispbar, su facilidad de anclaje es increíble: tan solo has de colocarlo justo en el orificio preparado para la bola, dejarlo caer lentamente y se coloca él por su propio peso. Una vez realizada esta maniobra, ya podemos cargar las bicis.

Para ello, lo que tenemos que hacer es, para empezar, alargar la longitud de las guías mediante las piezas plásticas de color negro, que serán las que estarán en contacto con las ruedas de la bici. Cabe destacar que el Whispbar tiene (como opción) una subguía que baja hasta la altura del suelo para poder ayudarnos a subir las bicis, sobre todo en caso de ser e-bikes.

De esta manera, la subiremos al estilo de una pequeña rampa hasta poder agarrarla con el cabezal correspondiente, cerrando si queremos con la cerradura para evitar que nos roben la bici. Importante resaltar también que podamos cargar e-bikes, ya que soporta un peso de hasta 60 kg.

Tendremos la opción de colocar otra guía extra y convertir el WBT21 en un portabicis para tres bicis. Aquí sí tendremos que ir con cuidado de no cargar más de 60 kg, que es probable que tres e-bikes lleguen a pesarlo.

Además de ir soportadas en las guías y de quedar agarradas por el cabezal correspondiente, tenemos dos cinchas por bici para atraparlas mejor en las ruedas. Importante comentar también que, en caso de querer abrir el maletero, incluso con las bicis cargadas, podemos decantar el portabicis y las bicis hacia el asfalto hasta poder acceder a la parte trasera del vehículo.

En cuanto a seguridad, podemos decir que es de lo mejor que hemos visto en el mercado, tanto por lo sólido que queda solo el portabicis y con las bicis colocadas

¿PARA QUIÉN ES?

El Whispbar WBT21 es para los que quieren transportar sus bicis con toda seguridad en sus desplazamientos con vehículo. Además, plegado abulta, dentro de lo que cabe, bastante poco.

Podemos reducir el tamaño considerablemente plegando el cuerpo del portabicis, pero además podemos hacer que las guías queden más compactas acercando las extensiones plásticas de color negro de los extremos, y juntar las luces del propio portabicis hacia el espacio donde va la placa de la matrícula. La posibilidad de poder cargar hasta tres bicis también hace que el abanico de posibles usuarios se amplíe y es un factor muy a tener en cuenta.

¿QUÉ FALTA?

La verdad es que faltarle no le falta nada, lo único es que si no tienes bola de remolque en tu vehículo, puede ser un impedimento importante, ya que el coste de ponerla es elevado. También cabe decir que complementando al portabicis es obligatorio colocar una placa de matricula V-20 de 50 x 50 cm reflectante, con líneas diagonales en blanco y rojo, que habrá que añadir al precio del portabicis.

VALORACIÓN: ****

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS:

Precio: 598,95 euros. Peso: 17,3 kg. Carga máxima: 60kg. Dimensiones abierto: 129 x 75 x 75 cm. Dimensiones plegado: 105 x 75 x 31 cm. Material: Aluminio y acero. Características: Capacidad para dos bicis (extensible a tres como extra); antirrobo de bicis y cabezal incluido; distancia entreguías de 25 cm; conexión eléctrica de 7 o 13 polos; 5 años de garantía. Distribuidor: TowCar. 975 457 130
info@towcar.es
Web: www.towcar.es

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.