Tour de Francia (14ª): Sunweb es el Equipo A

“Me encanta que los planes salgan bien”, decía el coronel John Hannibal Smith, especialista en estrategia de El Equipo A. No sabemos quién es el cerebro que diseña la táctica del Team Sunweb, pero está claro que funciona. Si el jueves ganó Hirschi camino de Sarran gracias a un gran trabajo colectivo, esta vez fue el turno para Soren Kragh Andersen al culminar otra gran exhibición coral en las calles de Lyon.

Y eso que el Sunweb empezó la etapa con un movimiento raro, raro: el gigantón Cees Bol se filtró en el corte bueno, pero frenó para esperar a su compañero Casper Pedersen. Cuando se encontraron, se les pudo ver charlando animadamente mientras aguardaban por el pelotón. Igual ya sabían la que se les venía encima: una carnicería con la firma de los BORA-hansgrohe. Se hacen llamar Band of Brothers, como otra serie de televisión, Hermanos de Sangre en español.

BORA está siendo uno de los grandes animadores del Tour. El equipo alemán tiene un plan: recuperar el maillot verde de Peter Sagan. Por eso rompió el grupo con una aceleración brutal en una tachuela de 4ª antes del esprint intermedio para descolgar a Bennett. Y por eso subió el puerto de Béal –un 1ª con etiqueta de 2ª–  a ritmo fuerte y constante hasta que reventó al irlandés y, de paso, a medio pelotón. Sagan recortó unos cuantos puntos (23), pero no se llevó todo el botín.

No ganó el eslovaco porque a rueda de los suyos afilaban el cuchillo algunos de los mejores cazadores de etapa. En las colinas de Lyon se movieron Tiesj Benoot, el primero de Sunweb, Kämna, electrón libre del BORA, De Gendt, del que todavía esperamos más, o Alaphilippe, que siempre lo intenta, y hasta Bernal. También saltó Hirschi, el segundo de Sunweb, que forzó la respuesta de Sagan. Y cuando lo cazó, allí estaba Kragh Andersen, tercero y definitivo en la táctica de El Equipo A.

Muchos nos sorprendíamos cuando el conjunto alemán presentó la alineación más joven del Tour y dejó en casa a tres de sus estrellas: Matthews, Kelderman y Oomen. La apuesta era arriesgada, pero el tiempo le ha dado la razón. Menos arriesgado es pensar que la etapa de mañana deparará alguna sorpresa en la general. La velocidad y el desgaste de los últimos días pasarán factura en una verdadera jornada de alta montaña en el macizo del Jura.

Dos puertos de 1ª encadenados, la Selle de Fromentel, de 11.1km al 8.1% de pendiente media, y la Biche, 6.9km al 8.9%, servirán de aperitivo para el Grand Colombier, fuera de categoría, con 17.4km al 7.1% y rampas que superan el 12%, el primer gran coloso del Tour. La subida final estará vetada al público para evitar aglomeraciones, contraste con las abarrotadas calles de Lyon. Ciclismo a puerta cerrada.

1ª: Kristoff / 2ª: Alaphilippe / 3ª: Ewan / 4ª: Roglic / 5ª: Van Aert / 6ª: Lutsenko / 7ª: Van Aert / 8ª: Peters / 9ª: Pogacar / 10ª: Bennett / 11ª: Ewan / 12ª: Hirschi / 13ª: Martínez / Clasificaciones

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.