Comparativa gafas de sol: Oakley Sutro vs 100% Glendale vs Rudy Project Spinshield
PUBLICIDAD

Comparativa gafas de sol: Oakley Sutro vs 100% Glendale vs Rudy Project Spinshield

Enfrentamos cara a cara a tres de las propuestas de gafas de sol para ciclismo más vanguardistas, populares y exitosas del momento. Las Oakley Sutro, 100% Glendale y Rudy Project Spinshield combatirán por seducir a miles de ciclistas este verano pero, ¿cuál es mejor?

A las puertas del inicio del verano hemos seleccionado, analizado y probado a fondo tres modelos de gafas de sol de gran popularidad entre ciclistas tanto de montaña como de carretera (y gravel). Nuestra elección no es casual, puesto que comparten varios elementos comunes que las hacen equivalentes, y por tanto este test comparativo puede ayudarte a elegir una u otra si te encuentras en la tesitura de escoger tu próxima compra.

En primer lugar, las tres comparten un diseño similar, dominado por una gran lente a modo de pantalla, una tendencia muy extendida en los últimos años; con secciones cuadradas y diseños no tan envolventes como hace varias temporadas.

Además, son modelos válidos para ciclistas amateurs pero testados en la alta competición. Grandes atletas profesionales de todo el mundo se valen de las Oakley Sutro, 100% Glendale y Rudy Project Spinshield para extraer el máximo rendimiento en competición.

Oakley Sutro

Son las más veteranas de la comparativa. Hasta el reciente lanzamiento de las nuevas Kato, las Oakley Sutro eran la gran apuesta de la marca norteamericana y su éxito durante las últimas temporadas ha sido arrollador.

Lo curioso de estas gafas es que originalmente fueron desarrolladas para ciclistas urbanos y han terminado siendo una revolución entre las gafas de alto rendimiento tradicionales. Su diseño, más sobrio y de estilo casual que las gafas más vanguardistas de Oakley (Jawbreaker o Flight Jacket, por ejemplo) ha cautivado a muchos deportistas y ha impulsado una nueva tendencia que se refleja en algunos de los modelos de esta comparativa.

Montura

La montura, de ligero material O Matter, posee la estructura más sencilla de las tres gafas testadas. Carece de recursos para mejorar la ventilación y llama la atención la ausencia de refuerzos de goma en las patillas. Además, las varillas no son extensibles ni extraíbles para intercambiarlas por otros tamaños.

Dicho esto, sorprende gratamente que su ajuste sea notable (rozando el sobresaliente). No alcanza los niveles de fijación de las Jawbreaker o las Ev Zero pero se ajustan perfectamente al rostro a pesar de no contar con grandes refuerzos.

En este sentido, el principal soporte es el puente nasal de goma Unobtainium, que se adhiere a la piel aunque su forma no es maleable.

Lente

Pocos adjetivos podemos añadir sobre las lentes Prizm que no se hayan dicho ya.  Su proceso de fabricación las convierte en extremadamente resistentes, lo que proporciona no solo durabilidad sino también protección al ciclista. Además, la tecnología empleada realza los colores y el contraste para visualizar objetos con mayor detalle.

Nuestra unidad de test está equipada con la lente Prizm Sapphire, con una transmisión de la luz del 12% y específica para condiciones de luz brillante. No obstante, este modelo está disponible con 6 tipos de lente Prizm diferentes. Además, forman parte del programa Oakley Custom donde poder escoger entre un amplio abanico de colores para la montura, las patillas, la lente e incluso el logo.

El sistema de extracción de la lente no es especialmente sofisticado, no incluye ninguna solución compleja que facilite la maniobra y básicamente se reduce a expulsar la lente de la montura comenzando por los extremos. En su defensa debemos decir que, con cierta práctica, resulta muy poco invasivo en relación al contacto de los dedos con la lente.

En marcha

Por tamaño y diseño se integra bastante bien tanto con cascos compactos de carretera o XC como con modelos de Trail o Enduro. Las patillas son más largas de lo habitual, lo que refuerza el ajuste al rostro. Su diseño es rompedor, a pesar de contar con unos años ya en el mercado, y sin duda es una de las mejores bazas a su favor. A nuestro juicio un buen equilibrio entre diseño atrevido-deportivo y elegancia-sobriedad.

La ventilación no es deficiente, ni mucho menos. Las grandes aberturas inferiores que deja su diseño permiten una buena entrada de aire, aunque es justo afirmar que en situaciones de altas temperaturas o grandes esfuerzos a menor velocidad se resienten en ventilación.

Por supuesto, la lente Prizm es garantía de eficacia y protección, aunque hay un puente metálico central en la zona interior de la lente que nos impide disfrutar de un campo de visión completamente abierto y panorámico. Un detalle nimio, en cualquier caso.

En definitiva, las Oakley Sutro son la esencia de la manida frase “menos es más”. Oakley ha preferido optar por la sobriedad y ha dado en la tecla adecuada con un modelo que incluso nos hace olvidar que lo llevamos puesto. Con solo 32 gramos y pocos, pero efectivos, puntos de contacto, aúnan diseño y funcionalidad como pocas.

Lo mejor

  • Diseño innovador, ha creado tendencia.
  • Buen ajuste sin recursos innecesarios.
  • Disponibles en multitud de colores y tipos de lente.

Lo peor

  • Sin refuerzo de goma en las patillas.
  • Poca ventilación a través de la lente.
  • El campo de visión no está totalmente libre.

Ficha técnica

Material Montura O Matter (color Sky Blue)
Lente Prizm Sapphire
Refuerzos Puente nasal de goma Unobtainium
Colores 18 (más un programa de personalización)
Fundas 1 funda rígida y 1 funda tela
Peso 32 gramos
Precio 156 €
Web Oakley

100 % Glendale

Son, con diferencia, las más grandes de esta comparativa. Tanto, que podrían rivalizar incluso con las Oakley Windjacket o las POC Devour. Su espectacular pantalla se asemeja a una máscara de DH o Ski, y desde luego no pasa desapercibida, menos aún con el color Neon Orange que hemos probado.

Estas gafas mantienen una línea de diseño similar a otros modelos míticos de la marca como las Speedcraft, pero van un paso más allá en cuanto a dimensiones y poseen una personalidad propia dada por su marco reforzado en torno a toda la lente.

Montura

La montura está realizada en material Grilamid TR90. Es muy ligero y, según la marca, irrompible. Obviamente nosotros no hemos comprobado si llega a ese extremo, pero sí podemos asegurar que al tacto da sensación de consistencia y solidez. En la parte exterior, el marco no cubre toda la lente, simulando estar dividido en dos partes, pero en el interior sí hace de soporte de toda la estructura con uniones muy gruesas.

En la zona inferior, la lente presenta orificios a cado lado protegidos desde la montura por una malla metálica que refuerzan la ventilación y evitan (o retrasan) el empañamiento. Las patillas también poseen una ventana de ventilación cada una y ambas están reforzadas por un extremo totalmente revestido de goma Ultra Grip ajustable en su forma.

Nos ha gustado especialmente que el puente nasal, también de goma Ultra Grip, sea extraíble y se incluya en la caja un juego extra en caso de necesitar sustituirlo. Al igual que sucedía con las Sutro, el sistema de extracción de la lente no es muy sofisticado y, en este caso, sí nos obliga a tocar con los dedos la pantalla.

Lente

La lente de las 100% Glendale es todo un prodigio tecnológico. La versión que hemos probado recurre a la lente HiPER, la de mayor estatus en la marca. Utiliza una tecnología patentada capaz de hacer de filtro allá donde los tres colores primarios (rojo, verde y azul) se superponen. De este modo aumenta el contraste y los colores son más visibles; mejora la percepción de nuestro campo de visión.

Además, en cuanto a diseño, se presenta como una gran pantalla totalmente libre de obstáculos en la visión y por supuesto, proporciona una protección ultravioleta del 100%. Está fabricada en policarbonato, resistente a impactos y con un peso muy bajo.

Por si no fuera suficiente, está dotada de un tratamiento Hidrolio, capaz de repeler no solo el agua sino también la suciedad y el aceite. En toda la superficie lateral posee un refuerzo rugoso que permite manipularla con los dedos sin ensuciarla y actúa como protector ante arañazos.

De nuevo se apuntan un tanto al ser las únicas de esta comparativa que incorporan en el packaging de compra una lente transparente extra.

En marcha

Nos ha sorprendido gratamente la buena adaptación de las Glendale a prácticamente cualquier tipo de casco a pesar de sus grandes dimensiones. El ajuste es sobresaliente, el mejor de esta comparativa, y se aprecia especialmente en las patillas de goma rugosa de gran superficie. Lástima que no sean extensibles.

El campo de visión es panorámico, muy abierto y totalmente libre de obstáculos en la zona central. Tan solo apreciamos la presencia del marco en la zona inferior cuando bajamos la vista al máximo. En cuanto a la lente, toda esta tecnología se ve reflejada en una experiencia muy satisfactoria en marcha.

La calidad de visionado es magnífica, haciendo los colores más vivos y sin presencia alguna de reflejos solares. Cabe destacar que son muy claras incluso en condiciones de baja visibilidad, por lo que hemos optado por ellas (sobre otras) también en días nublados.

Obviamente poseen la estética más arriesgada y puede suponer un rechazo para los ciclistas más clásicos o puristas. A nosotros, no obstante, este diseño tan rompedor sí nos ha convencido.

En el apartado de ‘contras’, las 100% Glendale son, con 41 gramos, las más pesadas de esta comparativa, lógico teniendo en cuenta sus dimensiones y no supone lastre alguno durante la marcha. Por otro lado, tal arsenal tecnológico tiene su precio, y estas gafas son, con cierta holgura, las más caras de las que enfrentamos.

Lo mejor

  • Excelente visión panorámica.
  • Muy buen ajuste.
  • Orificios de ventilación.
  • Incluye lente transparente y puente nasal de repuesto.

Lo peor

  • Son las más caras y pesadas de la comparativa.
  • Sistema de extracción de la lente muy ‘invasivo’.

Ficha técnica

Material Montura Grilamid TR90
Lente HiPER (policarbonato)
Refuerzos Goma Ultra-Grip en las patillas y puente nasal
Colores 7
Fundas 1 rígida (vintage) y 1 de tela
Peso 41 gramos
Precio 225,10 € (gama Glendale desde 199,5 €
Web 100%

Rudy Project Spinshield

Con una trayectoria de más de 30 años, esta marca italiana responde a los cánones de aunar diseño y rendimiento aplicado al ciclismo. Rudy Project ha hecho una fuerte apuesta por las lentes de gran tamaño y como consecuencia han acumulado varios lanzamientos en poco tiempo. Desde las Defender hasta las Cutline, las últimas en llegar a su catálogo son, no obstante, estas Spinshield que hemos probado.

Su diseño es muy similar al de las Oakley Sutro, con una gran lente de secciones cuadradas algo más comedida en tamaño que las 100% Glendale. De las tres, las Spinshield poseen sin duda el diseño más casual o urbano y cuentan con soluciones heredadas de la línea Active Lifestyle.

El uso del logo original de la marca, que data de 1986, realza esa imagen de gafa moderna con toques retro.

Montura

La estructura es muy sencilla, sin ventanas de ventilación ni partes extraíbles. Rudy Project ha primado la ligereza en el marco y es algo que se percibe al tacto desde el primer momento. Las líneas de unión son muy finas y la consistencia viene dada por la cobertura de la montura sobre toda la lente al completo.

 

Las patillas no son extensibles y, a diferencia de sus dos rivales en este artículo, presentan un diseño curvo en el extremo que ayudan a mantener la fijación. Cuentan además con un pequeño área de refuerzo de goma Ergogrip en las patillas. Este material también está presente en el puente nasal, aunque no es una pieza externa, sino que forma parte de la propia montura. Una forma de aligerar peso y ganar sencillez, aunque implica que no se pueda adaptar a la forma de la nariz del ciclista.

Nos hubiera gustado encontrar un sistema de extracción de la lente algo más depurado, toda una seña de identidad en algunos modelos Rudy Project como en las Defender. Además, como sucedía con las Sutro, las Spinshield poseen un puente, en este caso de plástico, que conecta la montura en el centro de la lente. A pesar de impedir la visión completamente panorámica, es un recurso casi imperceptible y mejora la solidez de la estructura.

Lente

Toda la gama Spinshield recurre a las lentes RP Optics, fabricadas en policarbonato y de gran resistencia y seguridad para el ciclista. Poseen una alta protección de la radiación ultravioleta (UV 400) y mejoran la agudeza visual minimizando la distorsión de colores.

El modelo que hemos probado monta además las lentes Multilaser Red con un filtro oscuro especialmente recomendado para su uso en montaña y carretera.

Carece de entadas de aire en la lente o la montura, y dado su ajuste ergonómico al rostro, echamos en falta algo más de ventilación en condiciones muy calurosas o a baja velocidad.

En marcha

Las nuevas Rudy Project Spinshield proporcionan una experiencia sencilla aunque satisfactoria. Sin grandes alardes, proporcionan una gran visión panorámica, un ajuste correcto y un diseño equilibrado entre moderno y clásico. Todo ello a un precio atractivo, puesto que son las más económicas de la comparativa.

Su propio diseño las hace ergonómicas. Se adhieren bien al rostro y no hay puntos de contacto extremo que puedan provocar dolor o rozaduras. En este sentido, la forma de las patillas ayuda a su sujeción, ya que la adherencia procedente del puente nasal es mucho menor que en sus dos rivales.

Quizá esta forma de las patillas pueda entorpecer su compatibilidad con algunos cascos, aunque nosotros las hemos probado con cascos Rudy Project y de otras marcas y no hemos tenido mayor problema. En cuanto a la lente, es importante tener en cuenta que el filtro es bastante oscuro. En días de alta intensidad solar y, sobre todo, cuando rodamos sobre asfalto, son ideales porque la protección es total. Pero en días algo más oscuros nos hemos sentido más cómodos con lentes más claras.

Un gran punto a su favor es la ligereza. Con sólo 26 gramos son las más ligeras de las probadas y, sobre la mano, pueden dar sensación de producto poco sofisticado, nada más lejos de la realidad. Puestas en el rostro y montando en bici llegamos a olvidar que las llevamos puestas, ya que no hay un solo punto de contacto que genere molestias.

Entre los defectos destacamos la ausencia de una funda rígida en el pack de compra, donde se incluye únicamente una funda de tela y sin repuestos de goma.

En definitiva, algo más sencillas (y económicas) que sus rivales, aunque tan eficaces o más y con un diseño sobrio que nos ha cautivado. Pegan con cualquier casco, ropa y modalidad de ciclismo.

Lo mejor

  • Muy ligeras.
  • Diseño deportivo, aunque sobrio y casual.
  • Ajuste al rostro sin molestias.
  • Lente eficaz frente a la luz solar intensa.

Lo peor

  • Sin recursos de ventilación.
  • Puente nasal no ajustable.
  • Sistema de extracción de la lente poco intuitivo.
  • Sin funda rígida.

Ficha técnica

Material Montura ergonómica ProFit
Lente RP Optics (Multilaser Red)
Refuerzos Goma Ergo Grip en el puente y las patillas
Colores 6
Fundas 1 de tela
Peso 26 g
Precio 139 € (gama Spinshield desde 109 €)
Web Rudy Project

 

Te recomendamos

Non Stop

Te recomendamos

Mussara

Deja un comentario