¿Correr a pie para mejorar con la bici? Beneficios del entrenamiento que cada vez practican más ciclistas profesionales
PUBLICIDAD Noticias Mega 1

¿Correr a pie para mejorar con la bici? Beneficios del entrenamiento que cada vez practican más ciclistas profesionales

En esta pretemporada ciclista hemos visto a varios grandes del pelotón practicar el llamado entrenamiento cruzado, concretamente correr a pie mezclado con salidas en bici. Una preparación que cada vez se ve más entre profesionales y comporta varios beneficios.

El pasado mes de noviembre nos hacíamos eco de las duras sesiones de entrenamiento con carrera a pie que hacían Mathieu van der Poel y Wout Van Aert. Una preparación enfocada en la temporada de ciclocross que puede tener más sentido al tratarse de una modalidad que combina ciclismo con carrera a pie en momentos puntuales. El actual campeón del Mundo de la especialidad, Tom Pidcock, también es asiduo al running. Incluso ha corrido pruebas de medio y gran fondo.

PUBLICIDAD Noticias Mega 2

Pero verlo en ciclistas que sólo hacen carretera, como el campeón del mundo Remco Evenepoel, demuestra que este entrenamiento cruzado, que combina varios deportes para mejorar la forma, también es útil para bastantes profesionales.

¿Qué es el entrenamiento cruzado?

PUBLICIDAD Noticias Mega 3

Analizamos el por qué de esta preparación y qué ventajas comporta en la preparación del ciclista.

Entrenamiento cruzado: correr y bici, ¿qué beneficios tiene?

El vigente campeón del mundo Remco Evenepoel practica este tipo de entrenamiento. / Maxime Delobel (ASO).

Combinar running y ciclismo también lo practican otros corredores como el francés David Gaudu, el escalador del Groupama-FDJ, Stefan Kung, compañero de equipo de Gaudu, Carlos Verona, que incluso añade ocasionalmente también otros deportes, como el esquí de fondo, o el belga de Trek Jasper Stuyven, que suele subir a su Strava sus sesiones de carrera a pie.

Una forma de preparación que ya no es una rareza en el pelotón y se ha asentado en la preparación a nivel profesional.

Entre sus principales ventajas, destacamos estas cuatro:

  • Mejora a nivel cardiovascular: implica mejora de la resistencia, fondo, optimiza el consumo de oxígeno, mantenimiento o pérdida de peso, etc.
  • Trabajo de la musculatura de las piernas: parte de los músculos de las piernas implicados en la carrera (cuádriceps, bíceps femoral, glúteos o gemelos) también lo están en la acción de pedalear, por lo que se puede mantener o mejorar el tono muscular destinado al pedaleo, aplicando diferentes estímulos.
  • Alternativa para ahorrar tiempo: puntualmente, y si no tienes mucho tiempo para realizar una salida en bici, normalmente más larga que una carrera a pie, practicar running implica menos tiempo (en torno a media hora para una carrera de medio fondo) y se puede realizar incluso de noche en entornos seguros (un parque, una avenida con aceras amplias, etc.), con los beneficios anteriormente mencionados.
  • Aumenta la motivación: alternar dos actividades diferentes puede resultar muy beneficioso a nivel psicológico. Encadenar duros entrenamientos en bici, a veces largos y monótonos, puede apagar nuestra motivación. Plantearse otros retos deportivos, en cambio, te hará salir de la monotonía o zona de confort y aportará mejoras a tu estado de forma.

¿Puede ser contraproducente?

¿correr y bici son compatibles?

No son pocos los ciclistas que aún piensan que la carrera a pie puede interferir negativamente en la mejora como ciclista. Sobre todo a nivel de desgaste muscular, posibilidad de lesiones, etc.

Hemos de decir, en este punto, que si bien existen estudios sobre lesividad que pone al running como uno de los más lesivos, aplicar una correcta progresividad en la programación y dureza de las sesiones, contar con el equipamiento adecuado y practicar la técnica de carrera evita la mayor parte de las lesiones y no debería interferir en la mejora como ciclista.

El entrenamiento cruzado, no sólo con running, si no con otros deportes o actividades como la natación, el patinaje, esquí o musculación, está cada vez más recomendado por los entrenadores. Pero es una forma de ejercitarse que requiere una buena planificación y establecer prioridades: si quieres subir tu nivel como ciclista, no priorices la carrera a pie. Porque éste debería servir como complemento en situaciones como las mencionadas más arriba: falta de tiempo, salir de la monotonía, aplicar otros estímulos a los músculos, etc.

Prioridades y saber elegir el 2º deporte, claves del entrenamiento cruzado

Establecer prioridades es la clave para que un entrenamiento cruzado tenga éxito y reporte beneficios. En este sentido, y si estás interesado en aplicar esta preparación en el ciclismo, opta por incluir aquellos deportes que estén más relacionados a nivel de trabajo muscular o cardiovascular. Correr, patinar o caminar estarían en el primer nivel de prioridades para la bici, mientras que otros como la natación o los deportes de equipo quedarían en un segundo nivel.

Por último, te recomendamos consultar con un preparador cualificado la planificación y puesta en práctica de este tipo de entrenamiento, para lograr mayor eficacia y protegerte mejor de posibles lesiones.

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PUBLICIDAD Noticias Mega 4
PUBLICIDAD Noticias 1x1