Él sabía lo que quería: saltos increíbles en un lugar único, con la pendiente perfecta y el barro justo. Así que cuando vio la oportunidad de construir su propio curso de slopestyle en el Coast Gravity Park, Logan Peat no dudó en hacerse con algunas herramientas y empezar a esculpir.

Con mucho trabajo y sacrificio el sueño de Logan se hizo finalmente realidad. El resultado es este fantástico bikepark en el que el espectáculo está más que garantizado.

No os perdáis el vídeo y el espectacular descenso que protagonizan el mismo Logan, Paul Genovese y el gran slopestyler Brandon Semenuk.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.