Un comité parlamentario británico concluye que el equipo Sky y Bradley Wiggins cruzaron la línea ética del dopaje al suministrar triamcinolona al ciclista británico en 2012, año en el que ganó el Tour de Francia. Esta información se recoge en un informe de 52 páginas elaborado por el comité de deportes de la Cámara de los Comunes y que tiene conexión con otro documento de la Agencia Británica Antidopaje (UKAD, en inglés), que «fue cerrada el pasado noviembre sin poder establecer si Wiggins recibió un descongestionante o triamcinolona, prohibido en las competiciones».

Según la información publicada este lunes en los medios británicos, el documento del Parlamento indica que el equipo utilizó el antiinflamatorio triamcinolona para preparar a Wiggins en el Tour de Francia, en concreto tras el Critérium del Dauphiné antes del Tour de 2012. En el caso de ser cierta esta información, Wiggins y el Team Sky habrían violado las reglas antidopaje y deberían haber sido sancionados con años de suspensión. «Los fármacos fueron utilizados por Team Sky, dentro de las reglas de la Agencia Mundial Antidopaje (Wada), para mejorar el rendimiento de los ciclistas, no solo por necesidad médica», señala el informe. El equipo Sky ha rechazado el documento, mientras que Wiggins expresó en su cuenta de Twitter su tristeza porque «la gente sea acusada de cosas que nunca hizo y luego se consideran hechos». «Rechazo enérgicamente la acusación de que se usó cualquier medicamento sin necesidad médica», señaló el ganador del Tour de Francia en 2012.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This