Cómo elegir la talla de mi bicicleta mediante el reach y el stack

El reach y el stack son dos medidas del cuadro que pueden ser muy útiles a la hora de elegir la talla de la bicicleta, sobre todo si vas a comprar una y tienes que escoger entre dos modelos del mismo tipo con la misma talla. Te decimos qué es cada uno y cómo dar con los tuyos.

El reach y stack se han convertido en la última década en dos medidas de la geometría de la bicicleta muy útiles. Las marcas comenzaron a incluirlas en las fichas técnicas de sus modelos (tanto de MTB como de carretera) a comienzos de la década pasada, debido a la proliferación de cuadros con los tubos horizontales inclinados o sloping.

Los cuadros con sloping acabaron por alterar la medición tradicional de la talla, cuyo estándar era la longitud del tubo del sillín. La introducción del sloping arrojaba longitudes de cuadro diferentes para modelos con la misma longitud del tubo del sillín (antes era igual para cada talla) y modificaba la postura del ciclista. Por eso, esta referencia dejó de ser útil para los cuadros de bicicleta modernos.

¿Qué son el reach y el stack?

reach y stack

 

Así, todas las marcas optaron por reach y stack para guiar al usuario en la elección de su talla ideal de bicicleta. El reach hace referencia al alcance del cuadro o su longitud. Se mide (en mm) desde la vertical proyectada desde el centro del eje de pedalier hasta la parte superior de la pipa de la dirección.

Por su parte, el stack o altura del cuadro es la medida (las marcas lo muestran habitualmente en mm) entre el centro del eje de pedalier y el punto en el que se cruza con la horizontal proyectada de la pipa de la dirección.

Este estándar lo utilizan todas las marcas de bicicletas para indicar si un cuadro es más largo o más corto (reach) o bien más alto o bajo (stack) que otro con la misma talla de la misma o una marca diferente. Ambos valores aportan medidas más precisas sobre el tamaño de la bicicleta que el que puede indicar el propio tallaje en centímetros (50, 54, 58), pulgadas (16, 18, 20) o genérica mediante letras (S, M, L, etc.).

¿Puedo calcular mi reach y stack ideal?

Lamentablemente, no hay una fórmula cien por cien precisa para que calcules tu reach y stack ideal y así evitar pasar por un estudio biomecánico, donde si pueden afinar mucho más con el valor. En la elección de la talla perfecta influyen también variables como la flexibilidad del ciclista, su fuerza, potencia relativa e índice de masa corporal (IMC). Todas estas variables se pueden calcular con las pruebas biomecánicas.

Sin embargo, no es necesario contratar estos servicios para tener éxito en la elección de la talla. Existen cálculos aproximados que puedes hacer tú mismo como punto de partida. Y luego puedes contrastar fácilmente con las completas tablas de tallas y geometría que actualmente ofrecen las marcas para cada modelo, así como las  calculadoras de talla virtuales disponibles en las webs oficiales de éstas, o independientes. Entre estas últimas, destacamos Smartfit, que colabora con varias firmas como Scott, Giant o Merida.

Calcular el stack de la bici

Para el stack sí hay un cálculo aproximado bastante fiable y aceptado que puede comenzar a orientarte. Se trata de medir la altura de tu entrepierna en cm y multiplicar ésta por 0,67, ya que el stack es, aproximadamente, 2/3 de la altura de la entrepierna.

El resultado es un valor muy similar al del cálculo tradicional de la talla de la bicicleta, en el que se multiplica la medida de la entrepierna por 0,65. Puedes ver en este artículo cómo se calcula la talla rápidamente con este método.

Calcular el reach de la bici

Sin embargo, para calcular el reach no hay una fórmula ampliamente aceptada. En su cálculo hay que tener en cuenta varias medidas como la longitud del brazo, el torso o la estatura. Actualmente, sólo mediante ajustes biomecánicos de un profesional, o con ayuda de un software específico, se puede dar con la medida ideal.

No obstante, y como punto de partida, existen calculadoras o apps como custom4.us que, al introducir datos como la estatura o entrepierna, te da un reach recomendado orientativo, tanto para bici de carretera, triatlón o aerodinámica y MTB.

Elegir la talla con el reach y el stack

Haciendo uso de estos recursos, bien sean las fórmulas tradicionales de cálculo de la talla (entrepierna), las calculadoras online o el estudio biomecánico (el más fiable, pero habrá que pagar para ello), podrás saber tu talla y un reach y stack aproximados, que acabarán facilitando tu elección final.

Si estás en la tesitura de escoger entre dos modelos con la misma talla, pero no sabes en cual de ellos estarás más cómodo, toca comparar los reach y stack de ambas. Para ello ten en cuenta tu medida de entrepierna y torso. Si la primera es más grande que la segunda, tal vez te convenga optar por la que tiene mayor stack o altura del cuadro.

Con la llegada del sloping, o inclinación del tubo superior, el reach y el stack se convirtieron en medidas estandarizadas para la elección de la talla.

Si, por el contrario, tu torso o tren superior es de mayor tamaño que el inferior, tendrás que fijarte bien en el reach y elegir el más largo, para pedalear con una inclinación de tronco lo más adaptada a tu fisonomía.

Por último, valora también el reach y el stack de cada modelo en función de tu postura preferida sobre la bici. Si te gusta rodar acoplado o en postura de ataque te convendrá optar por la bici que tenga un reach mayor y el stack menor. En cambio, si primas una postura erguida y cómoda, con la espalda lo más recta posible, opta por la opción con el reach más pequeño y el stack mayor.

¿Cómo solucionar una mala elección de la talla?

Existen situaciones en las que puedes cometer algún error en el cálculo de la talla o del reach y el stack recomendados y acabas comprando una bicicleta con una talla que no es la adecuada para ti. No te alarmes si sucede esto. Puedes hacer una serie de ajustes en algunos de los componentes para corregir la postura y volver a pedalear cómodamente:

· Desplazar el sillín, adelantándolo o retrasándolo: podemos ajustar la posición del sillín, moviéndolo hacia adelante o hacia atrás por los raíles. Adelantándolo compensaremos la elección errónea de un reach más largo y retrasándolo compensaremos uno demasiado corto.

· Subir o bajar el sillín: con este simple ajuste podremos compensar un stack demasiado pequeño (subiéndolo) y o uno demasiado grande (bajándolo).

· Cambiar longitud o inclinación de la potencia: Cambiar la longitud de la potencia supone sustituir ésta y realizar un gasto extra. Pero es preferible esto a iniciar un engorroso proceso de devolución de la bicicleta y volver a iniciar de nuevo el proceso de compra. Eligiendo una potencia de diferente longitud compensaremos la variación del reach.

Sin embargo, si tu bici monta una potencia reversible, no hará falta cambiar ésta y sólo con darle la vuelta y cambiar su inclinación (positiva o negativa y viceversa) compensaremos el stack.

· Cambio de los espaciadores: cambiar de posición los anillos metálicos del tubo de la dirección permitirá mitigar la desviación del stack, subiendo o bajando la altura del manillar para corregir tu postura.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.