Dyno es el nombre de un nuevo freno que, en principio, veremos en 2012 en muchas bicicletas de primeros precios y que no estará a la venta al público al ser sólo un producto para el mercado OEM. Presenta un tacto bastante firme y una maneta algo más larga que otros modelos de la competencia. Sus virtudes son su potencia y fiabilidad, además de un precio que será definitivo y la razón principal por la que muchos fabricantes han apostado por él de cara a la próxima temporada.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.