Por fin. La temporada 2018 ya está en marcha con el comienzo del Tour Down Under, del que se llevan disputadas ya dos etapas. Todavía es pronto para ir sacando conclusiones porque lo único que hemos visto son un par de sprints. De hecho, la carrera no se decidirá hasta la madrugada del viernes al sábado en la llegada a Willunga Hill, pero al menos sí se conocen ya los primeros vencedores de esta edición del WorldTour.

Oceanía es desde hace años el punto de partida a la temporada ciclista. Las temperaturas del verano austral en enero lo hacen propicio para las primeras carreras del año. Igual sucede en Argentina, donde este fin de semana dará comienzo la Vuelta a San Juan. Hay veces que el verano aprieta demasiado también por allí. De ahí que la tercera etapa de la carrera se vaya a recortar 20 kilómetros por climatología extrema.

El regreso del ‘Gorila’

La primera etapa fue para un revivido André Greipel. El domingo pasado fue segundo por detrás de Peter Sagan en el People’s Choice Classic, un critérium que sirve de antesala para la ronda australiana y supone el primer ‘calentón’ del año para los corredores. La primera que valía de verdad sí la ganó con un sprint largo, de esos en los que el veterano alemán es un rival muy duro de batir.

strava-greipel

El principal valor del ‘Gorila’ en la llegada masiva es que, sin tener la velocidad punta de otros sprinters, puede mantener muy bien la misma potencia durante más tiempo. O sea, resiste mejor que los demás. Además, el germano ha podido hacer borrón y cuenta nueva después de un año complicado en lo personal. El fallecimiento de su madre le marcó y como es lógico no estuvo centrado en la bici. Dese Lotto-Soudal han sabido cuidar al que ha sido su ‘killer’ durante los últimos años y él ya está respondiendo.

Ewan, fiel a la cita

Otro que ya ha alzado los brazos –de hecho lo hizo esta misma noche- y ahora viste el maillot ocre de líder es Caleb Ewan. El joven sprinter de 24 años lleva tres temporadas seguidas corriendo la carrera de su casa y en todas ha ganado. La de esta mañana es la séptima etapa en su haber personal en el Down Under. Ni más ni menos.

caleb-ewan

Foto: Getty Images

Y es curioso, porque la victoria de hoy apunta una posible evolución. La etapa terminaba en Stirling y se catalogaba como llegada en alto aunque menos exigente que Willunga. Sin embargo, hasta ahora Ewan no era el tipo de ciclista que llegaba con fuerza suficiente como para imponerse en este tipo de finales. Hoy lo ha hecho y además por delante de su compañero Daryl Impey.

Está claro que Ewan tiene mucho margen de mejora todavía, pero sorprende que pueda pasar de ser un sprinter puro a otro que sea capaz de superar la media montaña. Ayer le ganó Greipel en llano y en los Campeonatos de Australia, también planos, fue cuarto. Si hacen esta puesta con él en Mitchelton-Scott lo normal es que pierda un poco en las llegadas masivas llanas, pero en cambio pueden ganar un seguro de vida en otro tipo de metas. Veremos si se confirma esto a lo largo de la temporada, pero no deja de ser interesante. Porque tal vez obligue a los demás a tener que ir más rápido para descolgarlo y que no remate.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This