Resurrección Silenciosa

La historia de Marin bikes comienza, irremediablemente en el condado de Marin, California, cuna del mountain bike y de algunos de los mejores riders de la época.

La compañía fue fundada por Robert Buckley en 1986, que contrató a Joe Murray, El primer diseño fue el modelo Madrone Trail, una bici económica que pasó sin más gloria, pero enseguida comenzaron a llegar modelos más laureados, como la mítica Pine Mountain, que muchos recordamos con nostalgia, u otras como la Team Titanium, la FRS, la Palisades o la clásica Eldrige.
El año 1992 marca un punto de inflexión para la marca, con la introducción de su primer modelo de doble suspensión, el Ti FRS, que unía un triángulo delantero en titanio con un amortiguador Manitou Twin Shock en la parte trasera.
Si probáramos hoy en día uno de esos diseños, veríamos que se movía mucho pedaleando, pero aun así representaba un avance tecnológico en la época. En 1996 comienza lo que los nostálgicos del retro denominan la época menos cool de Marin, con la entrada del británico Jon Whyte y la introducción de su nueva gama de dobles suspensiones, que triunfan principalmente en el Reino Unido.

Marin

En tiempos más recientes, Marin ha tenido una época convulsa desde que, en 2004, Bob Buckley se retirara parcialmente de sus funciones en la marca y la empresa se ampliara con un cambio de instalaciones y el lanzamiento del nuevo sistema de doble suspensión llamado Quad Link. Como curiosidad, las instalaciones de Marin se ubicaron en 2004 en los antiguos estudios de grabación del famoso grupo Grateful Dead y, por lo visto, aún se les podía ver paseando por parte de las instalaciones donde se conservaba algo del estudio original.

Marin

En el año 2012, Bob Buckley, ya con 66 años, decide vender la marca a un grupo de inversión privado, que es el que actualmente gestiona la marca y que ha inyectado dinero en un nuevo proyecto que les ha llevado a expandir su oferta e iniciar una reconquista del mercado que en su día tuvieron, desde su sede en Novato, California. Apelando a las nuevas tecnologías, mezclado con una estética reminiscente de sus primeros tiempos en el condado de Marin, la marca avanza otra vez con fuerza, y viendo algunos de sus últimos modelos, podríamos decir que van por buen camino…

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.