Este domingo de 2018 se cumplen seis años después de que un Renault Clio sesgara de golpe la vida de Iñaki Lejarreta mientras el biker entrenaba a las nueve y media de la mañana por la carretera N-634. Tenía 29 años. Han pasado seis años y su recuerdo sigue estando muy presente.

Hablamos con el padre de Iñaki, Isma, con quien siempre me ha unido una relación especial. No fue una conversación fácil, pero sí necesaria por el bien del ciclismo.

La entrevista que sigue se produjo en el tono y las palabras tal y como se reproducen a a continuación:

Isma, ¿cómo afrontas el domingo 16 de diciembre?

No es un día para recordar y felicitar. Todo lo de Iñaki lo traslado a cuando nació, el 1 de septiembre, y de esta fecha no quiero saber nada.

Es que quería hablar contigo para recordar el caso de lo sucedido con Iñaki y que sirva de ejemplo.

Eso es inútil, cada vez hay más egoísmo y a la gente le importa tres cojones lo que le pasa a los demás. Pienso que cada día la sociedad va a peor y hay más egoísmo y sólo hay que ver cómo conducen los coches en las carreteras. Y después están los los medios de comunicación, que son muy negativos para la sociedad, porque todo son falsedades y mentiras. Y ahí están los reality. Esa es la educación que cogen.

Falta respeto.

Muchos de los coches y de los ciclistas, incluso en las sendas, cuando vas con la familia andando y la gente baja a toda hostia. Mira, hice la ruta jacobea dos veces y ahí se ve la sociedad cómo funciona. Y piensa que esta ruta la he hecho por Alemania, Francia y en la ruta hay gente que va andando, y cuando vas con la bici te debes poner a su velocidad.

¿Y crees que la televisión tendría que hacer algo?

Pienso que lo ideal sería que las televisiones estuvieran obligadas a hacer spots de  cómo comportarse en la sociedad. El gobierno debería educar a la sociedad. Por ejemplo, no echar papeles al suelo, o a la hora de conducir no pisar la ralla que separa ambos carriles. Cada vez veo que los coches pisan más las rallas de en medio para tomar las curvas. Todo es egoísmo a día de hoy, y esto sólo se puede arreglar con los medios de comunicación.

¿Hacéis algo especial en familia este domingo?

No, nada, cero. Casi no hablamos de eso. De hecho donde murió se habló de poner una historia y ahí no hay nada. No quiero recordar ese pasaje de mi vida ni de la vida de nadie.

¿Cuántos años tiene la niña de Iñaki?

Va a hace 13, Mairi, que en vasco y en celta significa dama de los bosques.

¿Crees que la muerte de Iñaki o lo que hablemos ahora puede servir para revertir la lacra de los atropellos a ciclistas en la carretera?

¡Ya me gustaría! pero lo veo completamente inútil. Lo único que pienso que podría funcionar es que como un pequeño altavoz las autoridades obligasen a ello, que los medios de comunicación trabajaran para que hubiera un mayor respeto al prójimo y a la sociedad, y con eso ya no hace falta hablar de bicicletas.

¿Algo más?

Abronco a las federaciones tanto provinciales como estatales e internacionales, ya que que cuando hay un muerto suelen presentarse ahí, hacen como que lloran y al día siguiente se olvidan del tema. Y ellos deberían de trabajar a los medios de comunicación presionando para que hagan estos spots publicitarios, y por ahí puede venir el camino bueno.

¿Guardas material de Iñaki?

Sí, conservo la bici del accidente y el casco, y la última bici de competición.

Hay muchos que ya los he quitado y otros que voy a quitar.

Y, ¿cómo está el tema de la Fundación de Iñaki Lejarrteta?

Ya se constituyó, pero ha sido más largo que la leche. Más o menos está funcionando, por estas fechas mi hija estaba presentando balances, y la fundación digamos que es un poco los amigos de Iñaki, pero no hemos hecho gran cosa. Está en un terreno que yo tenía de una herencia y que fuese a nombre de la fundación, en un bosque, estoy también porque quiero que sea un bosque de uso público. Para que la gente vaya a pasear. En principio he limpiado y he plantado alguna secuoya. Está la secuoya que planté con Iñaki y otros abetos de Navidad que iba con él y plantaba. La idea es hacer allí algo de uso público.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This