Empieza la cuenta atrás hacia el Tour, y lo hace con la carrera que mejor suele funcionar como banco de pruebas para la Grande Boucle. El primer líder es Michal Kwiatkowski, uno de los grandes favoritos en este prólogo de algo más de seis kilómetros con el que daba comienzo la carrera. El polaco ha ganado por apenas un segundo a Van Endem (Lotto NL-Jumbo).

De hecho, el gran rival de ‘Kwiato’ en la lucha por el primer amarillo era precisamente Geraint Thomas. Pero el galés ha sufrido una caída en una curva a derechas y con eso ha quedado eliminado de la pelea. Finalmente se ha dejado 21 segundos en meta, que sin el percance probablemente eran tiempos para disputar. Se queda con las ganas en este caso, pero sigue siendo uno de los grandes aspirantes a la general.

En realidad, más que el polaco. Quizás a Kwiatkowski le cuesta más pasar la alta montaña que a Thomas, por lo que esos 20 segundos pueden ser importantes a largo plazo. De todas formas, el día decisivo es la contrarreloj por equipos del miércoles de 35 kilómetros. Si Sky saca bastante tiempo puede amarrar la general.

Buen Marc Soler

Por lo demás, entre el resto de favoritos las diferencias han sido muy escasas. La buena noticia es que, de ellos, Marc Soler ha conseguido ir un poquito más rápido que Vincenzo Nibali, Adam Yates y Romain Bardet, entre otros. Buen prólogo del catalán, aunque de los que pelearán la general el mejor ha sido Bob Jungels, otro buen rodador.

También Alaphilippe ha hecho una buena crono. Pero esto no ha hecho más que empezar y por ahora no ha habido ningún favorito que se descuelgue significativamente -salvo Barguil, que ha perdido casi un minuto-, así que las espadas están en alto en una edición especialmente montañosa.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.