Miguel Induráin en la Garmin Titan Desert 2020

Si hay una figura relevante en la historia del ciclismo español, esa es la de Miguel Induráin Larraya (56 años, Villava). Y es que en sus doce años como profesional, entre 1982 y 1994, el corpulento ciclista navarro marcó toda una época en el escenario del ciclismo mundial.

En un estratosférico palmarés, Miguel Induráin cuenta con nada menos que cinco victorias generales en el Tour de Francia. Un hito que durante la historia de este deporte, sólo han conseguido 4 hombres. Se trata del denominado Club de los Cinco, formado por Miguel, Jacques Anquetil, Bernard Hinault y Eddy Merckx.

Hoy, con 55 años y 26 después de haberse retirado, Miguel sigue disfrutando de la bicicleta, aunque ya sin presión y lejos de la alta competición. En este sentido, hace unas semanas conocimos la noticia de la próxima participación de Miguel Induráin en la Garmin Titan Desert 2020

Recordemos que la Garmin Titan Desert es una de las pruebas por etapas de mountain bike más relevantes del calendario internacional, abierta tanto a profesionales como a amateurs y que discurre, como indica su nombre, en pleno desierto y en este caso, en la zona Sur de Marruecos.

Con motivo de esta participación de Miguel Induráin en la Garmin Titan Desert 2020, la organización de la prueba ha convocado en un almuerzo a la prensa especializada en el que hemos tenido la oportunidad de entrevistar al campeón navarro.

Una charla, un privilegio durante la que nos ha contado lo siguiente:

Miguel, ¿has ido alguna vez al desierto?

No, nunca. NI siquiera por vacaciones. La verdad es que el desierto nunca me ha llamado como destino para visitar y tampoco en mi vida deportiva o personal he tenido oportunidad de estar allí No conozco ningún desierto ni Marruecos, así que en ese sentido, será todo absolutamente nuevo para mí.

¿Tienes experiencia en bici de montaña?

Muy poquito. Ya no sólo en profesionales, sino a título personal y como recreación, siempre he practicado la bici de carretera. Es lo que he hecho siempre. Si que he acudido a algún evento o alguna salida organizada, pero en ese sentido, la Garmin Titan Desert será también un bautizo para mí. Si te puedo decir que de lo poco que he hecho en bici de montaña, sé que lo que me gusta es rodar por pista. Los tramos técnicos me dan respeto y prefiero evitarlos.

Vienes a correr con tu hijo Miguel, ¿cierto?

Si, iré con él. Miguel viva ahora en Mallorca, tiene 24 años. Él también ha competido y sigue yendo en bici. Correremos junto a Melcior Mauri en el mismo equipo.

Si me permites la broma … ¿Habrá directrices de equipo y le impondrás que te ayude en carrera como en un pelotón profesional?

Dede luego que no, durante la prueba, que cada uno haga la suya. Además, con 24 años, yo ya no puedo hacer nada frente a él. Es lo que tiene la juventud.

¿Qué estás haciendo en tus entrenamientos para acabar la Garmin Titan Desert?

Simplemente ruedo en bici varios días a la semana, no tengo un plan establecido. Salgo en función del tiempo que tengo. Si llueve, por ejemplo, me quedo en casa y si hace bueno y tengo tiempo intento acumular kilómetros. La mayoría en carretera, pues tengo entendido que en la Titan no es necesario tener grandes cualidades técnicas, especialmente si como yo, sólo pretendes acabarla.

De todo lo que te han contado con la Titan, ¿Qué es lo que más te motiva?

Al final, es una competición de bicis y eso va en mi ADN. Me gustará de cualquier forma. Es cierto que el hecho de que se haga en un entorno desconocido para mi y que sea una aventura le da un toque de interés y me motiva más que si fuera una prueba que ya conozco. El descubrir el desierto y la aventura es una motivación, sin duda.

¿Y a lo que crees que más te va a costar adaptarte?

Sin duda a ver un neumático tan grueso delante de la bici. Acostumbrado a la carretera, no me acostumbro a ver un neumático de 2,35», me da la sensación de ir lento y a no avanzar sobre la bici. A veces me quita el ánimo de intentar ir rápido.

Nos dices que vas a acabar, pero ¿No crees que en algún momento no te entrarán ganas de probarte y rodar rápido?

Estoy convencido de que sí. Al final la competición la llevo dentro y en algún momento me entrará el gusanillo. Eso si, te puedo asegurar que serán momentos puntuales, en absoluto iré a disputar la general. Te en cuenta que son seis días de competición hay que dosificar muchos las fuerzas. a estas alturas tengo que ser consciente de mis posibilidades.

¿Cómo valoras el hecho de la evolución de pruebas como la Garmin Titan Desert?

Está claro que pruebas como se han adaptado a la gente y eso es positivo para todos. Antes el ciclismo era únicamente competición. Un ámbito muy reducido y sólo accesible a deportistas de alto nivel. En ese aspecto el ciclismo ha evolucionado mucho gracias pruebas como ésta. Ahora cualquiera tiene a su alcance el sentirse ciclista. Cada uno a su nivel, puede cumplir sus objetivos y sus retos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.