La apuesta de Mondraker para 2013 es muy valiente: cambio radical de geometría en los modelos tope gama de Factor, Foxy, Dune y Summum. Algo que nadie nunca ha hecho, nunca. Tiene riesgo, cierto, pero cuando se cree en algo así, hay que tirar para adelante. En Solo Bici pensamos que es más que probable que la futura tendencia de desarrollo de geometrías vaya por este camino. Tendremos que esperar para corroborarlo. De momento, Mondraker es la marca que rompe y se atreve antes que nadie.

Mondraker Foxy R

Una de las tendencias que hemos visto progresar estas últimas temporadas en cuanto a geometrías es la de fabricar bicis con tubos superiores más largos y compensarlos con potencias más cortas. Esta tendencia responde a la necesidad de mejorar el control y manejabilidad del tren delantero por el reposicionamiento de los pesos. Además, el brazo de palanca de una potencia más corta permite contar con una más rápida reacción de repuesta a los movimientos que hagamos al manillar.

Por esa razón, la potencia de las bicis de descenso es tan corta, mientras que las de cross country, en las que buscamos una posición más adecuada para mantener una velocidad de crucero estable, son largas y se juega con los ángulos para darle agilidad. En Mondraker estuvieron atentos a la jugada de esta tendencia -de hecho, fueron también de los primeros en alargar tubos superiores y montar potencias más cortas- y ahora la han llevado al máximo extremo.

Mondraker Foxy R

¡Potencia de 10 mm!

Así es, una potencia de 10 mm es lo que montan las bicis que estarán diseñadas con la Forward Geometry, nombre que se le da al nuevo concepto de la marca. Para compensar geométricamente esta medida tan corta, se han alargado los tubos superiores en consonancia a la potencia que montaban, por lo que la distancia de tubo superior+potencia en los modelos precedentes y en los nuevos es idéntica -en el caso de la Foxy, antes montaba una potencia de 70 mm y ahora montará una de 10 mm y se alargará el tubo superior 60 mm, por lo que la posición será idéntica-.

¿Y qué conseguimos con ello? Ganamos en front center, es decir, la longitud entre el eje de la rueda delantera y el eje de pedalier -y entre ejes de ruedas, claro está-. Así, ganamos estabilidad, por la longitud mayor, pero teóricamente no perdemos en manejabilidad, por la compensación de una reactiva potencia de 10 mm -ya están trabajando con otras medidas por si alguien quiere cambiar por una algo más corta-. Además, se mantienen los mismos ángulos de dirección y de sillín, y también la longitud de vainas. Esto es lo que dice la teoría, pero para sentir realmente las sensaciones que ofrece este nuevo concepto teníamos que probarlo.

Para las tope

Conscientes de que la Forward Geometry es un cambio importante de concepción y quizás algo difícil de hacer llegar (por el momento) a todos los usuarios, se ha optado por aplicarle este concepto a los modelos XR, que son los topes de cada gama en el caso de las Dune, Foxy y Factor, además de en las Summum. Todas ellas están enfocadas ya a alguien experimentado, que seguramente entiende perfectamente las mejoras que ofrece sobre el papel la Forward Geometry.

Para redondearlo, todas las XR optan por un montaje pensado para encontrar un plus bajando. Tenemos detalles como tija telescópica, ejes pasantes, horquillas con 20 mm más de recorrido que en las otras versiones… Pero esto no quiere decir para nada que esta geometría sea para las bicis más radicales y bajadoras. Las ventajas de esta geometría son adaptables a todo tipo de bici y enfoque, a pesar de que algunos usuarios puedan ser más reacios a estos cambios geométricos (sobre todo los usuarios de cross country).

Mondraker Foxy R

Foxy XR

Aunque pudimos testar todos los modelos que equipan la Forward Geometry (excepto la Summum), con el que rodamos más y nos llevamos a la redacción fue el que será el modelo estandarte del concepto Forward: la Foxy XR.

Con un recorrido trasero de 140 mm, monta una horquilla de 160 mm. Sus ángulos son 1° más lanzados que en el resto de los modelos Foxy por los 20 mm más de horquilla que no por la propia Forward Geometry.

La primera sensación que tienes al subirte en la bici es que parece que tengas la rueda más lejos, y así es. Esto es lo primero por lo que nos sentiremos raros. Lo segundo, y ya en marcha, es lo sensible que resulta ante cualquier movimiento del manillar, con una reacción muy inmediata. Al principio parece difícil, pero después del período de adaptación -en un par de días para la mayoría, como nos pasó a nosotros- le cogemos el punto. Y entonces es cuando disfrutamos de las muchas ventajas que ofrece esta geometría.

Su aumento de longitud hace que nos ofrezca una seguridad espectacular. De hecho, es curioso sentir lo estable que es, pero a su vez lo tremendamente manejable que resulta. En la parte delantera es sumamente sensible por las dimensiones de la potencia, por lo que hay que tener buen tacto. Los cambios de trazada son instantáneos, y tan precisos, que nos obliga a estar más atentos para obtener un máximo disfrute. Y esto se vuelve un poco en contra a la hora de subir rampas empinadas, ya que al perder peso en la rueda delantera, el mínimo movimiento en el esfuerzo nos hace cambiar de trazada. Creemos que es el punto más delicado y notable negativamente. También que sólo habrá dos tallas de bici por el momento (S y M). Por el resto, la verdad es que todo nos parecen ventajas.

Forward geometry

Ventajas

  • Mejor precisión en la dirección por la longitud de potencia. Con una potencia corta, a menor movimiento de manillar, mayor ángulo de dirección. Con menos movimiento de manillar conseguimos el mismo ángulo de giro de rueda delantera que con una potencia más larga.
  • Ofrece más seguridad en las bajadas porque el eje de la rueda delantera está más adelantado, por lo que resulta muy difícil salir por la parte delantera.
  • Mayor estabilidad a alta velocidad y en zonas técnicas por su aumento de distancia entre ejes y el poder cargar más peso en la parte delantera.
  • Mayor precisión cuesta arriba, ya que subiendo no tiene tendencia a levantarse la rueda delantera.

Desventajas

  • Necesitas un período de adaptación por la mayor sensibilidad de dirección. Se nota mucho subiendo en zonas empinadas.

Mondraker Foxy R

A favor

  • Manejabilidad y estabilidad no están reñidas
  • Rápida de reacciones en el tren delantero
  • Al ser más larga, el reparto de pesos mejora tanto para subir como para bajar

En contra

  • Si no eres muy técnico, requiere un pequeño período de adaptación por su sensibilidad de dirección
  • Sólo dos tallas

Características técnicas

CUADRO
Material: Stealth Alloy FG
Tallas: M y L
SUSPENSIONES
Horquilla: FOX 34 Talas CTD FIT Factory Kashima. 160 mm de recorrido
Amortiguador: FOX Float CTD Boostvalve XV Factory Kashima
TRANSMISIÓN
Pedalier: Race Face Turbine / 38-24 / Bielas 170 mm
Casete: SRAM PG-1050. 12-36
Cadena: SRAM PC-1031
Pedales: No incluidos
Mandos de cambio: SRAM X9
Cambio: SRAM X0 Type 2
Desviador: Shimano XT
RUEDAS
Llantas: CrankBrothers Iodine 3 Bujes: delantero 15 mm y trasero 135×12 m
COMPONENTES
Neumáticos: Schwalbe Hans Dampf 2.35”
Frenos: Formula The One S. Diámetro: 180 mm
Manillar: Mondraker Foxy XR custom / Anchura: 740 mm
Potencia: OnOff Stoic FG / 10 mm
Dirección: OnOff integrada tapered
Tija de sillín: CrankBrothers Kronolog telescópica con mando remoto
Sillín: Fi:zi’k Gobi XM
MÁS INFO
Mondraker Bicyclesinfoweb@mondraker.comWebsite: www.mondraker.com

Mondraker Foxy R

Fotos: S.Romero

Galería

2 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.