Nueva Orbea Rise 2021: Un cambio de paradigma

Una nueva reinterpretación de cómo entender la partitura de las e-bikes ya está aquí y se llama Orbea Rise.

Es una bici eléctrica de 140 mm de recorrido con unas credenciales únicas: motor personalizado by Shimano y un peso de solo 16,25 kg en orden de marcha.

Nunca hasta ahora una e-bike había tenido tanto de bici y tan poco de «eléctrica». Se auguran tiempos de cambio en un nuevo segmento, el de las ‘light e-bikes’ o e-bikes ligeras, y estos vientos de cambio no son californianos. Soplan más fuerte, soplan de norte.

El estándar actual de bicis eléctricas, especialmente las e-MTB de hoy en día, se han empeñado en ofrecer mayores autonomías, mayores par motor, mayores asistencias, mayores pantallas de datos, mayores tubos sobredimensionados y hasta mayor acumulación de cableado. Poco a poco hemos ido perdiendo la sensación y el dinamismo de bici y rider, entendiendo menos sus reacciones y acomodándonos en asistencias exageradas y peleándonos más con mayores inercias en las bajadas. En resumen, reduciendo sinergias y pilotaje; minimizando esa simbiosis entre bici y rider propio de las bicis musculares.

Volviendo a sentir el camino

Una de las primeras premisas del equipo de Orbea ha sido diseñar una bici de Trail eléctrica que no parezca estéticamente ni se sienta una e-bike al uso. Basta con echar un vistazo a sus líneas. La Rise viene a ser una Orbea Occam (su bici Trail por excelencia de 140mm de recorrido) con una integración casi inapreciable de la batería, motor y mandos de control.

De hecho, el mejor piropo es que «no parece una eléctrica, parece una Occam». Esta fue una de las afirmaciones más recurrentes realizadas durante la primera toma de contacto con esta Orbea en Eugi (Navarra), donde Solo Bici tuvo el privilegio de acudir a una exclusiva presentación sólo para un pequeño número de medios.

Nuevos conceptos, nueva filosofía

Una nueva manera de entender un sistema completamente integrado que se convierte en realidad cuando la potencia, el rango de autonomía, la interfaz y el peso se consideran como un todo. La nueva Rise es minimalista, tecnológicamente avanzada y sencilla.

Sin distracciones que impidan concentrarte en los senderos (como su manillar, muy libre de artificios innecesarios) y potencian la experiencia sobre la bici basándose en cuatro pilares: potencia, rango de autonomía, interfaz y peso.

Motor personalizado

Adiós a entregas de par motor ingentes a cadencias bajas. Para ello, después de dos arduos años de colaboración con Shimano y un par de enriquecedores viajes a Japón, trabajando sobre la base del nuevo motor Shimano EP8 han logrado personalizar el par máximo del motor, dejándolo en 60 Nm (y no los 85 Nm que podría llegar a ofrecer) y tuneando la entrega de potencia diseñado para adaptarse de manera más ortodoxa a nuestro pedaleo y cadencia natural.

Siguen conservando tres modos de asistencia: eco, Trail y Boost, todos ellos personalizables mediante la app de Shimano E-tube, y además con la particularidad de incluir dos perfiles. El primero entrega el par motor con cadencias más altas y el segundo con cadencias más bajas, ideal para cuando aparece la fatiga y el cansancio.

Sobrada autonomía

La han confiado al diseño de dos baterías. Una interna, de serie e integrada dentro del tubo vertical de 360 Wh, que no permite su extracción para su carga. Su peso ronda los 2.2 Kg de peso y está protegida por un armazón de aluminio. Esta basada en la famosa celda 21700 que proporciona mayores niveles de carga y descarga y sobre todo, mayor durabilidad gracias a su mejor gestión del calor.

Y una segunda batería externa, apodada Range Extender, de 252Wh (que no se incluye con la compra de la bici) y va anclada en el portabidón de diseño específico de Orbea. Su precio de comercialización será de cerca de 450 euros para los que la compren junto a la bici o de 499 euros si la compra es a posteriori.

Un manillar limpio

Hay manillares en los que se concentra más cables y pantallas que en un call center. Esa no es la filosofía de esta bici. El atractivo de la sencillez es indiscutible. Un manillar limpio y sin más pantallas que por ejemplo la de nuestro Garmin.

La interfaz RS es sencilla y minimalista, a la vez que completa gracias al display de Shimano EW-EN 100. La ingeniosa configuración incluye un mando compacto y ergonómico pegado al puño izquierdo que controla el nivel de asistencia y un pequeño sensor que con dos leds da información sobre nivel de asistencia y batería además de emitir toda la información disponible.

El botón de encendido de la bicicleta está situado en la parte baja del tubo sillín, guiando todo el cableado de manera interna. El punto de carga está en el lateral del tubo sillín, protegido con una tapa sellada que lo protege del agua y el barro. Incluye un sistema de cierre seguro que además bloquea el cable del Range Extender una vez conectado.

La información que nos dan los GPS hoy en día es muy valiosa así que han desarrollado una novedosa herramienta digital que integra el mundo Garmin en el ecosistema RS, de manera que podréis tener en vuestro Garmin, reloj o ciclocomputador, toda la información que podéis imaginar. Especialmente interesante es que podamos consultar la batería restante en su porcentaje exacto o saber el gráfico de cómo hemos gestionado la potencia del motor durante la ruta.

Peso espectacular: 16,25kg

Toda la tecnología de fabricación de Orbea concentrada en: un cuadro de e-MTB de 2,3 kg realizado en carbono, una selección de componentes exclusiva (por ejemplo, neumáticos Maxxis con refuerzo Exo exclusivo y plato específico de 32 dientes desarrollado por e-Thirteen para Orbea), una reducción de peso notoria de la última generación del motor Shimano y una batería con las celdas de máxima calidad.

Todo ello se traduce en un peso increíble de tan solo 16,25kg de peso del montaje M LTD, en talla M del modelo que probamos. La misma bici que estáis viendo en las fotografías. Alucinante.

Además, cabe apuntar que habrá un total de cuatro modelos disponibles de esta impresionante Orbea Rise.

Primera toma de contacto

Ya os adelantamos que disfrutamos como un niño con la Orbea Rise. Una bici que nos ha enganchado desde el primer momento. Una bici fácil de llevar. Una bici intuitiva. Una bici que se pilota como una bici de trail convencional. Una bici tan divertida como la Occam, con más aplomo bajando y más rápida en las subidas gracias a la medida asistencia.

El peso del modelo de gama es tan ligero que nos podemos permitir el lujo de apagar el motor para pedalear en las subidas más tendidas, o llaneos. Es increíble la sensación de bici. La no intromisión de la transmisión. La cero fricción. Saltos, giros, manuals, frenadas y aceleraciones fulgurantes que pocas veces asociamos con las e-bikes actuales son normalidad en la Rise.

Y la pregunta del millón: ¿Batería más pequeña es sinónimo de menos autonomía? Pues nos ha demostrado de que no necesariamente por varios motivos. Dos principales nos vienen a la cabeza. El principal es el ahorro significativo de par motor. En esta bici el Boost son 60 Nm, es decir, lo que la posición trail en la mayoría de bicis que utilizan el motor Shimano EP8 con lo cual es evidente que gasta menos.

Por otro lado un ahorro significativo de peso lo cual hace que estresemos menos también el motor. Y es que la Rise te permite incluso funcionar con el motor apagado con total naturalidad lo cual nos permite estirar todavía más la autonomía de la bici.

Esta es una bici que va a seducir a muchos de los que hasta ahora han renegado de la e-bikes y ya adelantamos que, presupuesto al margen, es una bici que canibalizará con la propia gama alta de Occam puesto que, ¿quién va a renunciar a la polivalencia, versatilidad y dinamismo de una bici trail muscular con la velocidad de una e-bike en las subidas?

Veremos quien se lleva el gato al agua. Mientras tanto le damos la bienvenida al nuevo ‘light e-MTB’ a la vez que damos la enhorabuena a Orbea por la Rise, una bici que nos ha hecho redimensionar el atractivo de las e-bikes y a la que le vaticinamos una gran acogida. Larga vida al nuevo e-MTB, larga vida a la Orbea Rise.

Galería

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.