Quizás no es uno de los ciclistas más mediáticos en el panorama nacional, pero a base de muchísimo trabajo Pello Bilbao se está labrando un palmarés de mucho nivel, aunque todavía no tenga demasiadas victorias en lo numérico. El ciclista vasco de Astana está firmando, sin duda, su mejor año.

No es un escalador puro. Es decir, no aguanta la alta montaña con los mejores. Pero es duro, consistente y tenaz. Bilbao viene de ser sexto en el Giro de Italia, en una carrera donde no salió ni un solo día del Top10 general. No es un logro menor, teniendo en cuenta que además tenía que prestar ayuda a Miguel Ángel López. Tampoco es un gran especialista contrarreloj, pero sí tiene capacidad más que de sobra para defenderse sin que sea un punto débil. De hecho tiende a hacer mejores tiempos que los grandes escaladores.

Y pese a no ser el mejor en la montaña, ha ganado una etapa durísima en el Dauphiné. Corta, de sólo 130 kilómetros, pero repleta de puertos. Lo que de verdad hace muy valioso a Bilbao es su resistencia. Si la carrera va más o menos cómoda hasta el puerto final lo tiene muy difícil. Pero si la gente está castigada a él le crecen las opciones de destacar.

Victoria sufrida

La victoria ha sido de las que se sufren. Venía de un día malo en la jornada de ayer viernes: “Pero tenía la cabeza bien, que es lo más importante. Hoy he amanecido con buenas piernas, y si mentalmente estás bien, puedes dar más y luchar contra cualquiera”, ha dicho en meta. En la base de La Rosière no llevaba ni 30 segundos sobre el grupo del líder. Arriba ha ganado con 20, y eso pese a que Geraint Thomas ha dado un fuerte arreón. Y nunca han llegado a cogerlo pese a que lo tenían siempre a la vista.

Con esta son dos victorias en este año 2018, la anterior en el Tour de los Alpes. Junto al Top10 en el Giro ya es botín más que suficiente para justificar el año. Ahora se marcha de vacaciones y luego se pondrá en marcha para la segunda parte de la temporada, en principio con la Vuelta a España como prioridad. A sus 28 años, Pello Bilbao sigue codeándose con los grandes y forjando una carrera deportiva de progresión lenta pero segura que empieza a dar enormes frutos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.