La campaña #Porunaleyjusta de Anna González consigue que todos los grupos políticos voten a favor de la reforma en el Congreso. La larga lucha inciada por Anna González hace más de tres años vivió el pasado miércoles su primera jornada de éxito. Su propuesta de reforma del Código Penal para que los conductores culpables de atropellos no puedan darse a la fuga impunemente fue aprobada por unanimidad en el Congreso de los Diputados. Esto no quiere decir que la reforma sea ya una realidad, ya que el trámite parlamentario aún tiene por delante varios meses de debates y posibles modificaciones antes de su aprobación final.

Anna González ha sido la cara y la voz de la campaña #Porunaleyjusta, que promovía la reforma de un Código Penal que permitía a un conductor que hubiera atropellado mortalmente a un ciclista o peatón abandonar impunemente el lugar del accidente sin interesarse por su víctima. Eso es lo que le pasó al marido de Anna González, Óscar, muerto al ser atropellado por un camionero mientras circulaba en bicicleta. Desde entonces, la viuda inició una intensa campaña en redes sociales para recoger firmas y buscar apoyo, sobre todo en el sector del ciclismo. Muchos colectivos de este deporte y del triatlón han estado al lado de Anna González. Ahora, si la reforma se aprueba tal y como está solicitada, huir del lugar del accidente y tener un siniestro con alcohol, drogas o exceso de velocidad serán considerados delitos, mientras que el atropello de un grupo de ciclistas o peatones puede llegar a comportar hasta nueve años de cárcel.

El escollo de la despenalización de las faltas leves

Aunque Anna González se ha declarado satisfecha con la votación de esta semana en el Parlamento, aún sigue habiendo disputas respecto a otros puntos importantes de la posible reforma. Las principales divergencias surgen de la reintroducción de las faltas leves en el Código Penal. Es decir, desde la última reforma, los atropellos que no acababan en muerte podrían ser considerados faltas leves y estas no entraban en la jurisdicción penal, sino en la civil. Este cambio era trascendental en la tramitación judicial, ya que las víctimas dejaban de tener una serie de derechos y prerrogativas que les hacía pelear en desventaja generalmente frente a las aseguradoras.

Sin embargo, este asunto de la reintroducción de las faltas leves en el Código Penal no está claro. Hay grupos a favor, pero otros, como el PP (responsable de la reforma que despenalizó las faltas leves) no están conformes. Por su parte Anna González se ha mostrado optimista en que también se incluya la cuestión de las faltas leves en la reforma después de escuchar al resto de los grupos parlamentarios.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This