Prueba: BMC Twostroke 01 ONE, una rígida fuera de clase
PUBLICIDAD

Prueba: BMC Twostroke 01 ONE, una rígida fuera de clase

Si todavía piensas que todas las Mountain Bikes rígidas son iguales es porque aún no conoces la BMC Twostroke 01, una bicicleta que se aleja de las formas estandarizadas en su categoría para proyectar una geometría arriesgada que apunta a la competición. Así es una de las hardtail más especiales del momento.

Pocas marcas puedes presumir de apostar por la innovación y el desarrollo en la fabricación de bicicletas de alto rendimiento como BMC. Sus creaciones suelen marcar tendencia en el mercado y acostumbran a verse refrendadas por éxitos en competición.

Desde 20215 hasta 2020 la gran bicicleta de montaña deportiva de BMC dotada de suspensión delantera fue la Teamelite. Una rígida muy especial, puesto que contaba con el peculiar sistema MTT (Micro Travel Tecnology), una micro suspensión trasera que se apoyaba en elastómero disponible en varias densidades para proporcionar una pequeña filtración en el triángulo trasero.

Esta bicicleta inició, junto a la Trek Procaliber y la Lapierre ProRace, un segmento paralelo denominado softail y formado por bicicletas muy deportivas, aunque con tecnologías específicas para favorecer la comodidad.

Hace apenas unos meses, la firma suiza presentaba al mundo la nueva BMC Twostroke 01, una montura que eliminaba por completo el concepto softail y la tecnología MTT, para reorientar todos sus elementos hacia la competición, y más en concreto a la Copa del Mundo XCO.

Tom Pidcock sobre la BMC Twostroke 01

Además de ser la montura utilizada por el Absolute Absalon BMC (Jordan Sarrou fue Campeón del Mundo el año pasado formando parte de este equipo), también ha recurrido a la Twostroke Tom Pidcock en sus incursiones en la Copa del Mundo esta temporada. Recordemos que este genial corredor tiene libertad para escoger aquel material que considere óptimo para mejorar su rendimiento, puesto que su contrato con el Ineos Grenadiers no le circunscribe a ninguna marca concreta cuando compite en MTB. Sin duda un buen reflejo de las capacidades de esta bicicleta en la competición más exigente del mundo.

Un cuadro de XC y Maratón

A pesar de haber prescindido de los elastómeros, el cuadro de la Twostroke mantiene su vocación de bicicleta completa, incluyendo concesiones a la comodidad. Se trata de un desarrollo específico llevado a cabo en el laboratorio Impec Lab de la firma suiza denominado Tuned Compliance Concept XC.

Esta llamativa unión de los tirantes con el tubo vertical busca favorecer la filtración del cuadro.

El cuadro se fabrica con una disposición de las capas de fibra específica para el rendimiento de una hardtail en Cross Country y Maratón. Esto quiere decir que el marco es muy rígido en los puntos sometidos a mayor estrés y absorbente en aquellos tubos que permiten una ligera filtración, especialmente el tubo vertical y los tirantes. Como veremos más adelante, esta propiedad se multiplica gracias al montaje de una tija única.

En cuanto a su fabricación, BMC no se ha andado con rodeos, optando por la fibra de carbono Premium Carbon en toda la gama Twostroke, sin importar el acabado del montaje. En su diseño se han eliminado curvas innecesarias y presenta una disposición de los tubos muy rectos con ángulos marcados. El peso del cuadro es de 1.037 gramos con toda la tornillería incluida, un peso lejos de los mejores en su categoría, aunque muy contenido si tenemos en cuenta el sobredimensionamiento de sus tubos y este tratamiento específico de refuerzo y absorción en diferentes puntos.

La BMC Twostroke cuenta con un generoso paso de rueda

Como hemos explicado anteriormente, se trata de una MTB preparada para el XC más deportivo, esto quiere decir que permite montar cubiertas anchas gracias a una línea de la cadena de 53 mm. El máximo balón que acepta, según BMC, es de 58 mm, equivalente a neumáticos de 3 pulgadas.

Incluye otros detalles que completan el habitual tratamiento ‘premium’ asociado a BMC, como el guiado interno de todos los cables que entran desde un protector debajo del tubo diagonal, en lugar del lateral. El eje de pedalier es un PressFit PF92 y las pinzas de freno traseras son de anclaje post mount. Cuenta con un bloqueo en la dirección para evitar impactos del manillar sobre el cuadro por un exceso de rotación y posee protectores integrados en la vaina, el pedalier y el tubo diagonal.

Detalle de la entrada de las fundas bajo la pipa de la dirección.

Geometría ultra deportiva

El diseño y la tecnología vistos conforman parte de la personalidad de la BMC Twostroke 01, pero lo que realmente define qué tipo de bicicleta es, es su particular geometría. Esta bicicleta ha sido formulada como una XC de alta competición y sus formas se han adaptado a la alta exigencia técnica de los circuitos actuales de esta modalidad.

Se trata de una geometría muy radical dentro de su segmento, y es que BMC ha querido que el feeling en marcha sea lo más similar posible a la BMC Fourstroke, la doble suspensión de carreras de la marca. Sin duda la cota más llamativa es su lanzadísima dirección, abierta a 67º, una medida que no desentonaría en bicicletas Trail de suspensión total.

Además, también se lleva al extremo la combinación de un triángulo principal largo con una potencia corta (de 50 a 70 mm con ángulo negativo de -5º) y un manillar ancho (760 mm). El reach es de 445 mm y la longitud del tubo superior asciende a 618 mm en talla M, una medida que refleja la posición tan tendida que nos obliga a adoptar.

Pero la capacidad de pedaleo es, por supuesto, fundamental en una montura de estas características. Por tanto, el ángulo del sillín se eleva a 75º, buscando favorecer una posición vertical que nos ubique lo más cercano posible al eje de pedalier. La longitud de las vainas, de tan solo 425 mm, conforma un triángulo trasero muy compacto que persigue un manejo ágil de fácil maniobrabilidad.

La proyección de una geometría tan radical es un rara avis en una bicicleta de competición de suspensión delantera. La tendencia actual indica que este será el camino a seguir, especialmente en bicicletas ‘full suspension’, pero actualmente este diseño sigue siendo único en el mercado y, como veremos más adelante, determina el comportamiento de la BMC Twostroke 01. Veremos si esta bicicleta se erige como una pionera extendiendo este concepto de diseño la competencia o bien queda relegada a una propuesta arriesgada por parte de la firma suiza.

Selección inteligente

BMC lanzó a finales del año pasado la nueva Twostroke con una gama muy reducida y montajes equilibrados que otorgaban un rango de precios bastante acotados, sobre todo si hablamos de una firma asociada a productos de alto standing como esta casa suiza.

Cuatro modelos, todos ellos con el mismo marco de carbono Premium, con un precio de partida de 1.999 € y una cima copada por la BMC Twostroke 01 One que hemos probado en esta review. Su precio es de 3.999 €.

Esta campaña, sin embargo, han lanzado una nueva flota 2021-2022 que convivirá con la anterior. Sus precios son notablemente superiores, aunque es justo reseñar que el nivel de los montajes también ha crecido. De este modo, la nueva BMC Twostroke 01 One se presenta con este llamativo color rojo y la principal novedad entre sus componentes está en la transmisión, optando por el nuevo grupo electrónico SRAM GX AXS Eagle. Su precio se eleva hasta 5.499 €.

El montaje del modelo 2021 que puedes ver en este artículo es, insistimos, muy equilibrado en cuanto a relación prestaciones/precio. La horquilla, de 100 mm, es una RockShox SID Select, la más básica de la nueva generación SID. Sus barras son de 35 mm y cuenta con el nuevo cartucho Charger RL. Su peso es de 1.671 gramos.

En la transmisión monta un cambio trasero SRAM X01 Eagle, aunque está combinado con elementos de grupos inferiores para abaratar su coste, como el pulsador y la cadena GX Eagle. Las bielas, en cambio, elevan el listón con un set SRAM X1 Eagle de carbono, con un plato de 34 dientes.

Este diminuto y elegante guiacadenas se integra perfectamente en el cuadro y la transmisión.

Este plato se combina con un cassette de última generación, es decir, el desarrollo máximo de SRAM con 12 coronas: 10-52 dientes. La capacidad de adaptación a pendientes extremas es total, incluso puede resultar excesivo teniendo en cuenta el reducido peso de la bicicleta y la rigidez del cuadro.

En el set de ruedas, se mantiene la alianza de firmas suizas con el montaje de un juego DT Swiss XR 1700. Es uno de los puntos de mejora de este montaje, puesto que se trata de un set de aluminio con un ancho interno de 25 mm (29 mm externo). No obstante, su peso no es excesivo, ni mucho menos, declarando una cifra en la báscula de 1.672 gramos el par, compatible con núcleo SRAM.

Las llantas vienen acompañadas por un juego de neumáticos Vittoria Barzo de 2.25 pulgadas de balón. Estas cubiertas son unas de nuestras favoritas, gracias al balance entre buen agarre lateral y capacidad rodadora. Además, están reforzadas con grafeno y el color de los flancos ‘tan wall’ le sienta como un guante a la bicicleta.

Para terminar, merece la pena detenernos en los componentes periféricos. La propia casa BMC firma el conjunto de manillar y potencia, con una potencia de 60 mm en talla M y un manillar de 760 mm, facturado en fibra de carbono. La unión entre ambos componentes es muy elegante e integrada, aunque para liberar el manillar requiere retirar en un extremo todos los pulsadores y el puño.

En la tija apreciamos una de las mejores innovaciones de la BMC Twostroke 01. Se trata de un modelo único, desarrollado para esta bicicleta en exclusiva y está fabricada en fibra de carbono Premium. Este material, junto con su llamativo diseño aerodinámico con forma D-Shape, ayuda a acrecentar la capacidad de filtración del tubo vertical, de tal forma que el tren delantero es muy rígido mientras que el trasero se orienta hacia la absorción.

Para quienes deseen instalar una tija telescópica, BMC ha fabricado un adaptador que permite instalar tijas de 27,2 mm. A nuestro juicio y a pesar de tratarse de una rígida ultra deportiva, este componente le sentaría como un guante a la Twostroke.

El peso arrojado en nuestra báscula por la BMC Twostroke 01 ONE es de 9,52 Kg en talla M sin pedales.

En marcha

Como probador con casi una década de experiencia y todo tipo de bicicletas a mis espaldas, siempre es agradable encontrar una bici diferente a las propuestas más extendidas, y más si hablamos de rígidas de carbono, un segmento en el que, a priori, queda poco espacio para la diferenciación.

Pero la BMC Twostroke 01 ONE sí ha encontrado la fórmula para hacerse con una personalidad muy particular. Y lo ha conseguido a través de esta conjugación de geometría única, uso de los materiales y la selección de componentes.

Por supuesto, llama la atención desde el primer momento lo lejos que se lanza la rueda delantera. Es una propuesta que invita a bajar y a hacerlo muy rápido y por segmentos técnicos. En cierto modo, esta bicicleta nos hace ‘mejores bajadores’, porque transmite estabilidad y aplomo. Sin duda la baja altura del centro de gravedad colabora a esta sensación de control total, como si estuviéramos sobre una doble suspensión de mayor recorrido.

Pero no hemos de llevarnos a equívocos, la BMC Twostroke 01 es una XC de competición y, por tanto, goza de una enorme rigidez que se refleja en las ascensiones más exigentes. La transmisión de la potencia de la pedalada es inmediata y responde con la contundencia propia de una bicicleta ultra deportiva.

Es cierto que sus cotas no nos permiten trasladar el peso corporal sobre el eje delantero con la facilidad de otras geometrías más ‘conservadoras’, pero también carece del manejo nervioso y poco estable de estas rígidas. Además, el amplísimo desarrollo de la transmisión anula cualquier limitación en su capacidad de ascenso.

En definitiva, estamos ante una bicicleta muy rápida en la interpretación lo más amplia posible de este término. No importa si hablamos de bajadas rápidas a pista abierta, senderos pedregosos más técnicos y lentos, curvas cerradas o duras ascensiones. La BMC Twostroke 01 no pide medias tintas y, por tanto, se trata de una Mountain Bike exigente.

No queremos decir que se deba reducir sólo a bikers con gran experiencia, sino que su genética y su geometría son muy deportivas. Tanto si vas a colgar un dorsal a su manillar como si quieres salir a rodar un domingo, debes saber que esta bicicleta pide adrenalina a cada pedalada y por tanto va a demandar que estés a su altura.

Lo mejor

  • Geometría radical, es una rígida especial.
  • Equilibrio entre rigidez y filtración del cuadro.
  • Diseño elegante, atractivo visualmente.
  • Precio contenido, tratándose de una BMC tope de gama.

Lo peor

  • Esta geometría puede resultar excesiva para los ciclistas más rodadores o acostumbrados a cotas más conservadoras.

Ficha técnica

BMC Twostroke 01 ONE

General

Precio: 3.999 €

Peso: 9,52 Kg (Talla M sin pedales)

Cuadro

Material: Twostroke 01 Premium Carbon

Tallas: S, M, L, XL

Suspensión

Horquilla: RockShox Sid Select, 100mm

Transmisión

Cambio: SRAM X01 Eagle

Pulsador: SRAM GX Eagle

Pedalier: PF92 bottom bracket

Bielas: SRAM X1 Eagle Carbon 34d

Cassette: SRAM GX Eagle 10-52d

Cadena: SRAM GX Eagle

Frenos

Frenos: SRAM Level TLM

Discos: SRAM Centerline (160/160 S-M, 180/160 L-XL)

Ruedas

Llantas: DT Swiss XR 1700, 25mm

Bujes: DT Swiss XR 1700

Cubiertas: Vittoria Barzo 2.25

Componentes

Manillar: BMC MFB01 Carbon 760mm

Potencia: BMC MSM01

Tija: 01 Premium Carbon D-Shape Seatpost

Sillín: Fizik Antares R7

Más información

Website: BMC España

Te recomendamos

Mussara

Te recomendamos

Mussara

Deja un comentario