PRUEBA: Scott Solace 10 Disc

Fotos: Jesús Andrés Fernández

Comodidad, rigidez y control total. Estas son las señas de identidad de la nueva Solace 10 Disc, una bici endurance orientada al cicloturista no competitivo, que no renuncia a la velocidad.

La Scott Solace 10 Disc (3.499 €) es el segundo modelo de la gama endurance de Scott empezando por arriba. Una versión que ofrece un gran equilibrio para todo aquel cicloturista que busque unas altas cotas de rendimiento y comodidad por un precio bastante ajustado. La Solace es ideal para pasar largas horas sobre ella sin que la fatiga postural nos pase factura; sin embargo, su rigidez y relativa ligereza amplían los horizontes de esta bici. Esta Scott ofrece un buen nivel de reactividad con un marcado carácter competitivo. Los frenos de disco hidráulicos y unos componentes al nivel de su precio acaban por pulir una bici muy equilibrada.

En marcha

Como era de esperar a expensas de su categoría endurance, la Solace es una bici realmente cómoda. Nos propone una posición de conducción corta, una dirección alta y una generosa distancia entre ejes que aportan una gran estabilidad al conjunto. En ningún momento nos vemos forzados a adoptar una posición exigente que acabe por lastimar nuestra espalda tras salidas de varias horas de pedaleo. Además, tanto el cuadro como las ruedas y cubiertas –con sección de 28 mm– aportan un nivel extra de absorción en marcha. Algo de agradecer en este tipo de bicicletas y que incluso podemos aprovechar a la hora de rodar sobre adoquines. Que aunque siempre molestos e incómodos para nuestros riñones, se superan de una forma algo más llevadera gracias a las prestaciones de esta Solace.

Una bici endurance, pero al mismo tiempo sorprendentemente rígida y reactiva.

Y sí, la bici se siente realmente confortable en todo momento, pero no es realmente esa la cualidad que la hace ser tan especial. Y es que la Scott Solace guarda su secreto en el equilibrio. El equilibrio de saber aunar como pocas la difícil conjunción entre comodidad, rigidez y control sobre la bicicleta. Tres elementos básicos en cualquier bici, sea cual sea su público, y que rara vez los encontramos en dosis tan equilibradas. Pues en este sentido, la bici pasa con nota los tres aspectos.

Dos en uno

En este sentido, hay que destacar la forma en al que se ha construido el cuadro de esta bici. Su base es de carbono de alto módulo (HMF) y presenta dos partes muy diferenciadas y con finalidades muy distintas. La primera de ellas, la Power Zone, se encarga de ofrecer la máxima rigidez, y esta se materializa en unos tubos como el diagonal, la dirección y pedalier, muy sobredimensionados. Del mismo modo, el triángulo trasero se ha moldeado de forma asimétrica para poder absorber mejor las distintas fuerzas que ejercemos sobre ella. Y la verdad es que, sea como fuere, la sensación de rigidez del conjunto es muy notable desde el primer momento. Repetimos, pocas bicis de estas características presentan un comportamiento tan reactivo gracias a la rigidez del cuadro.

Dicho esto, queda por ver la otra sección del cuadro, la denominada Confort Zone, que logra hacernos sentir como si fuésemos en una bici de paseo. Si la Power Zone se centraba en la parte inferior del cuadro, esta otra está más orientada a la parte superior, donde encontramos el tubo superior, que si bien nace con un gran diámetro en la pipa de dirección, va perdiendo grosor hasta la altura de la tija del sillín. Del mismo modo, y con mayor estrechez, sorprenden los tirantes que nacen del mismo tubo, y que de tan finos que son, parecen macizos. Una estructura que acaba dotando al conjunto de una gran flexibilidad y que se traduce en una sorprendente absorción vertical. Sin duda, algo necesario para estas bicis hechas para el simple fin de pedalear durante horas, sea cual sea el estado de la carretera que queramos explorar.

Conducción

Esta Scott también brilla con luz propia en este aspecto, y es que la sensación de estabilidad, rapidez de movimientos y control son muy notables en todo momento. Si bien es cierto que podemos tardar un poco a acostumbrarnos a su elevada dirección, también debemos decir que una vez superado este período de adaptación, la bici responde a nuestra voluntad de forma correcta y con un gran aplomo sobre el asfalto. En este apartado cabe señalar el buen trabajo de los frenos de disco hidráulicos de Shimano, que nos permitirán exprimir al máximo todo el potencial de la bicicleta. Y es que el cuadro, en combinación con la horquilla, ruedas (con eje pasante) y cubiertas de 28 mm, hacen que la bici no se mueva de la trazada que pretendemos llevar a cabo. Todo un logro que, además de otorgar unos altísimos niveles de control al cicloturista, nos permitirá exprimirnos al máximo cuando la carretera vaya para abajo.

Su comportamiento combina a la perfección agilidad y estabilidad, una aliada inmejorable para el cicloturista.

La guinda del pastel

Si ya tenemos una bici cómoda, sorprendentemente rígida y manejable, solo nos falta pasarla por la báscula y que esta se detenga en 8,2 kilogramos (en talla 54 sin pedales). El reducido peso de la bici dentro de su segmento es una característica marca de la casa estadounidense, y acaba por dotar al conjunto de un carácter mucho más competitivo que el que cabría esperar. Quizá a alguien le sorprenda que destaquemos un peso tan pesado, valga la redundancia, pero hay que recordar que nos encontramos ante una bici de menos de 3.500 € y que ofrece unas cotas de rigidez muy, muy elevadas. Y es en relación con este último aspecto, el de la rigidez, donde más llama la atención esta ligereza, que si bien no se siente tan reactiva como una bici 100 % purasangre como podría ser su hermana Addict, la Solace te permitirá subir a cambios de ritmo sin ningún tipo de problema.

Componentes

En este apartado destacaremos el buen trabajo de los frenos de disco hidráulicos de Shimano y la evolución de las nuevas manetas ST-RS685, que, sin duda alguna, ofrecen unos niveles de ergonomía muy superiores a las de Shimano RS505. Del mismo modo, toda esta potencia de frenado no serviría de nada sin unas buenas ruedas, y las Syncros RP2.0 DISC con eje pasante (fabricadas por DT Swiss) definitivamente lo son. Su rigidez contribuye enormemente a la gran estabilidad y el aplomo de la bici en todo momento.

Aunque es difícil encontrar debilidades en una transmisión como la Shimano Ultegra, es cierto que no nos gusta demasiado que esta se combine con unos platos y bielas de inferior calidad al del grupo, en concreto, unas FC-RS500 que si bien son funcionales, restan categoría a la bici y, a buen seguro, incrementan algo el peso final.

En cuanto al desarrollo, el 50-34 en comunión con el casete 105 de 11 velocidades (11-32 t) ofrece un gran rango de combinaciones y nos permitirá afrontar cualquier ruta, sea cual sea su orografía.

¿Para quién es?

Para el cicloturista que no solo se conforma con pedalear con comodidad. Una gran fondo con carácter competitivo que será la delicia de todos aquellos aficionados al ciclismo de carretera que puedan permitirse una bici de gama media alta. Si quieres una bici que lo haga todo bien, o simplemente no quieres renunciar a nada, la Scott Solace 10 Disc es tu bici.

 

A favor
Comodidad
Rigidez
Frenos de disco + eje pasante
Facilidad de manejo

En contra
Las bielas Shimano FC-RS500 son el único elemento que desentona.

 

Ropa

Casco SCOTT ARX Plus (Mips)

Gafas SCOTT Black Glossy Orange

Maillot SCOTT RC Pro

Shorts SCOTT RC Pro

Calcetines SCOTT Trail Light

Zapatillas SCOTT Road Team Boa

 

FICHA TÉCNICA: Scott Solace 10 Disc

Scott Solace 10 Disc
Precio 3.499 euros
Peso 8,2 Kg (talla 54 sin pedales)
Material SOLACE HMF / IMP CARBON
Tallas 47-49-52-54-56-58-61
Horquilla SOLACE HMF FLATMOUNT DISC
Pedalier SHIMANO CN-HG600
Casete SHIMANO BR-RS805 HYD DISC
Cadena SHIMANO CN-HG600
Pedales No incluye
Manetas SHIMANO ST-RS685 DISC
Cambio SHIMANO ULTEGRA RD-6800-GS
Desviador SHIMANO ULTEGRA FD-6800
Llantas SYNCROS RP2.0 DISC
Bujes SYNCROS RP2.0 DISC
Cubiertas SCHWALBE DURANO FOLD
Frenos SHIMANO BR-RS805 HYD DISC
Discos SHIMANO SM-RT99 CL Rotor 160 mm (DELANTE Y ATRÁS)
Manillar SYNCROS RR2.0 ANATOMIC
Potencia SYNCROS FL2.0 1 1/8″
Dirección RITCHEY PRO INT. CARTRIDGE
Tija de sillín SYNCROS CARBON FL1.0 ECL
Sillín SYNCROS FL2.0
Website www.scott-sports.com


geometria-bici-generiaca-arueda
Geometría

Talla M/54
Ángulo de dirección (D) 72,5º
Tubo dirección (C) 165 mm
Tubo horizontal (B) 545 mm
Distancia entre ejes (H) 986,8 mm
Tubo del sillín (A) 540 mm
Ángulo tubo del sillín (E) 74º
Vainas (G) 405 mm
Reach (F) 381,2 mm

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This