Prueba: Specialized S-Works Aethos, una obra de arte hecha bicicleta
Fotos: Israel Gardyn

Prueba: Specialized S-Works Aethos, una obra de arte hecha bicicleta

Probamos una de las bicicletas más exclusivas que el ciclismo actual puede ofrecer. La Specialized S-Works Aethos es la más ligera del mundo con frenos de disco, pero, tras exprimirla durante meses, podemos asegurar que es mucho más que una peso pluma.

PUBLICIDAD Content_1

El pasado mes de abril tuvimos la oportunidad de participar en la marcha ciclodeportiva Aveiro Spring Challenge a bordo de una Specialized S-Works Aethos, una experiencia que os contamos en este reportaje.

Aquel test sirvió para sacar a la Aethos de su ‘zona de confort’ enfrentándola a un recorrido de poco desnivel y terreno cambiante, con segmentos de sterrato y adoquín. Una magnífica toma de contacto que, sin embargo, nos dejó con ganas de más. Nos trajimos la Specialized S-Works Aethos a la redacción para seguir exprimiéndola, esta vez en nuestras carreteras locales, y extraer más conclusiones en este test en profundidad.

Un proyecto único

Después de presentar una plataforma tan rápida, deportiva y completa como la Specialized Tarmac SL7, parecía que la firma de Morgan Hill no tenía nada más que aportar en cuanto a bicicletas de carretera de alto rendimiento. Error. Lo mejor estaba por venir, la Specialized S-Works Aethos es una montura especial, que se aleja de los parámetros habituales en los últimos tiempos.

PUBLICIDAD Content_2

Specialized S-Works Aethos perfil

Aerodinámica, competición, rigidez extrema… Son cualidades presentes en la nueva Aethos, pero no prioritarias. La fórmula a seguir ha sido el puro placer por la conducción, una bicicleta exclusiva dirigida a quienes buscan maximizar los momentos en los que máquina y ciclista se funden en uno, exprimiendo cada subida exigente, cada descenso frenético, cada llano interminable. Una experiencia perfecta.

Sub 600 gramos

Para ello han decidido romper las reglas. Las normas que obligan a registrar un determinado peso. Las normas que dictan un diseño canónico para cualquier nueva creación. La Aethos mira al pasado para posicionarse en el futuro. Su cuadro S-Works, elaborado con fibras de carbono FACT 12R, logra un peso de tan solo 585 gramos en talla 56. Según Specialized, llegar a esta cifra ha sido prácticamente una casualidad, una serendipia. Su nivel de conocimiento de la tecnología Rider-First Engineered es tan alto que la primera tentativa del cuadro Aethos, sin pruebas de campo ni limitación alguna, ya dio con un modelo totalmente manejable y solo 10 gramos más ligero que el acabado final.

El cuadro es de estilo clasico, casi retro, donde la elegancia prima sobre la aerodinámica.

Carbono Fact 12R

PUBLICIDAD Content_3

Es la perfección en materia de ligereza y manejo. Nada sobra en su cuadro, todo está llevado al límite de lo imprescindible. Su geometría es calcada a la de la Tarmac SL7, destapando su carácter deportivo. Sin embargo, la tubería es totalmente opuesta. Se desmarca de la gran bicicleta de competición de Specialized mediante el uso de tubos redondos y ángulos marcados obtener enormes ventajas de rigidez.

De hecho, han cambiado la forma en la que están conectadas las láminas de carbono, utilizando secciones más largas y continuas, lo que ha provocado una reducción de material de un 11% respecto a la Tarmac SL6. El resultado es un cuadro de estilo clásico, casi retro, donde reina la elegancia sobre la ganancia aerodinámica.

A pesar de este minimalismo no faltan detalles en la nueva Aethos. Cada pieza encaja a la perfección como si de un enorme rompecabezas se tratara, con el fin de hacer una bicicleta adaptada a un estilo de vida concreto. Cuenta con pedalier roscado BSA de 68 mm, ejes pasantes de 142 y 100 mm y se sirve exclusivamente con frenos de disco. Además, ha servido para el estreno del espectacular set de ruedas Roval Alpinist CLX de 1.248 gramos y el cuadro es compatible con neumáticos de hasta 32 mm, aunque de serie incluye cubiertas de 26 mm.

Paso de rueda Specialized S-Works Aethos
Imagen en detalle del generoso paso de rueda, que acepta cubiertas de hasta 32 mm.

Equipamiento a su altura

La familia Specialized Aethos está compuesta por cuatro niveles, todos ellos equipados con transmisión electrónica. La entrada de gama es la Aethos Comp (5.600 €), ascendiendo progresivamente con los modelos Expert (7.000 €) y Pro (9.200 €) hasta llegar a la exclusiva Specialized S-Works Aethos, disponible con las dos opciones de transmisión de alta gama de Shimano (Dura-Ace Di2) y SRAM (Red eTap AXS), ambas al mismo precio: 14.500 €. Obviamente, una bicicleta con semejante factura ha de estar equipada con lo mejor que puede proporcionar la industria ciclista hoy en día y, por ende, debemos exigir la perfección.

S-Works Aethos
Este es el único distintivo en el que luce el sello S-Works.

Nuestra unidad de test se erige sobre el cuadro S-Works y sólo está disponible en color carbon. Se trata de un acabado mate muy elegante y discreto, tanto que cuesta encontrar un solo logo que la identifique como bicicleta Specialized o S-Works. El montaje con Shimano Dura-Ace Di2 sí cuenta con una opción de color más y se puede adquirir el cuadro en solitario (5.200 €) en cuatro colores a escoger.

El grupo SRAM Red eTap AXS, de accionamiento electrónico e inalámbrico, presenta un desarrollo muy polivalente y de corte escalador, gracias a la combinación de platos de 48 y 35 dientes y un cassette de 12 coronas de 10 a 33 dientes. Cabe destacar que el crankset integra un medidor de potencia Quarq, uno de los más ligeros y precisos del mercado.

Por supuesto, la fibra de carbono y el sello S-Works bañan el resto de componentes periféricos, donde luce con especial brillo la tija Roval Alpinist con un diseño que favorece la absorción de vibraciones procedentes del firme. El sillín S-Works Power, con raíles de carbono, es toda una referencia en la competición y el cicloturismo.

PUBLICIDAD Mobile_Pos8

Debemos detenernos en uno de los puntos más controvertidos de la Specialized S-Works Aethos, el cockpit. El conjunto formado por el manillar de carbono S-Works Short & Shallow (200 gramos) y la potencia de aluminio S-Works SL (110 g) persigue la máxima ligereza y compatibilidad con otras combinaciones, pero salta a la vista, quizá, el mayor defecto de la bicicleta: el cableado externo hacia el cuadro.

Es evidente que en una bicicleta de corte clásico como esta, dirigida además a un usuario más recreativo que súper deportivo, el guiado externo facilita operaciones de mantenimiento y además ajusta el peso de la bici, un valor fundamental en esta Specialized S-Works Aethos. Pero, como decíamos anteriormente, debemos exigir la perfección a esta bicicleta y sin duda, distribuir las fundas externas al manillar y a la vista del ciclista es una decisión opuesta a la tendencia estética del momento. Además, se corre el riesgo de producir roces sobre el preciado cuadro de carbono Fact 12R, como ha sido nuestro caso.

PUBLICIDAD Mobile_Pos9

 

Remata el conjunto el set de ruedas Roval Alpinist, una de las creaciones más tecnológicas salidas del departamento de I+D de la firma californiana. Han sido desarrolladas en el túnel de viento de Morgan Hill, pero su objetivo primario es la ligereza (1.248 gramos el par) y la calidad de conducción. Presentan un ancho interno de 21 mm y un perfil muy equilibrado de 33 mm. Quedan rematadas por un juego de cubiertas Turbo Cotton, firmadas por la propia Specialized y fabricadas con compuesto Gripton. Su peso es de tan solo 240 gramos con un ancho de 26 mm como las que hemos probado. A nuestro juicio, a una bicicleta como esta le sentaría como un guante un juego de neumáticos de 28 mm.

Ruedas Roval Alpinist

PUBLICIDAD Mobile_Pos10

Y ahora, la cifra que más estarás esperando. El peso de nuestra Specialized S-Works Aethos en talla 52 y sin pedales ha sido de 6,24 kg. Toda una peso pluma que marca un registro de récord entre bicicletas equipadas con frenos de disco y que se queda muy por debajo del límite legal marcado por la UCI (6,8 Kg).

En marcha

Durante nuestra experiencia en Aveiro ya pudimos constatar que la Aethos es una bicicleta muy rápida en terreno llano y rodando en grupo. Pero estábamos deseando probarla en el terreno para el que ha sido concebida: las ascensiones más duras.

Specialized S-Works Aethos

PUBLICIDAD Mobile_Pos11

Durante los meses de pruebas hemos completado todo tipo de recorridos con nuestra Specialized S-Works Aethos, pero casi todos ellos compartían un denominador común: fuertes desniveles y abundancia de puertos. Más allá de nuestro deseo de probar la bicicleta en este contexto, lo cierto es que una vez sobre ella la ligereza y rigidez que transmite es tan palpable que pide constantemente subir, subir y subir.

Sumar desnivel deja de ser un castigo para convertirse en el entretenimiento principal.

Por encima de todo, la Aethos es una escaladora nata. Nunca antes habíamos ‘bailado’ sobre la bici con semejante agilidad mientras disfrutamos de lo despedida que sale la bicicleta a cada golpe de pedal. De pronto, sumar desnivel en una ruta deja de ser un castigo para convertirse en el entretenimiento principal.

No desprende la deportividad de otros modelos racing como la Tarmac SL7, a pesar de compartir la misma geometría. La Aethos prefiere enfocarse en hacer de cada ruta una experiencia completa. Ojo, esto no quiere decir que no sea rápida. Lo es, y mucho. Hemos podido sostener velocidades medias iguales o superiores a las que podemos alcanzar con bicicletas totalmente orientadas a la competición.

Pero el cuadro no transmite la rigidez extrema de este tipo de monturas. Se palpa una filtración muy agradable a la hora de acumular kilómetros, ya sea apoyados sobre el agarre superior del manillar mientras contemplamos el paisaje o acoplados en postura aerodinámica exprimiendo las bielas.

Cada elemento desprende alta gama y distinción propia de lo ‘hecho a mano’. La calidad en el rodaje es extraordinaria, sin un solo ruido indeseado y con la sensación de que prácticamente no hay resistencia entre nosotros y el asfalto.

Sabíamos que la Specialized S-Works Aethos sería una gran escaladora, pero no nos imaginábamos que también era un misil descendiendo puertos. La conducción no es nada nerviosa, todo lo contario. Resulta dócil en el manejo de la dirección y muy intuitiva, como si surcáramos un carril marcado previamente en nuestra retina. Podemos desplazar el peso corporal a nuestro antojo y tumbar la bicicleta con total confianza. Por supuesto, la calidad de la frenada está fuera de toda duda.

Conclusión

En definitiva, la Aethos es una bicicleta fuera de lo común. Pero a veces lo común no es lo correcto. Durante nuestras sesiones de prueba nos preguntábamos cuántos ciclistas con un presupuesto elevado han optado por adquirir una bicicleta de competición de alta gama simplemente porque es lo normal. Cuántos aficionados que son incapaces de extraer todas las propiedades de estas bicicletas a las que jamás van a colgar un dorsal.

La Specialized S-Works Aethos es el pack completo. Exclusiva como la que más, es muy rápida, cómoda y fácil de manejar. Con ella cada ruta se convierte en puro placer de conducción y pilotaje. Sufrirás sobre ella, no te regala las cimas, pero desearás repetir una y otra vez.

Su precio la sitúa entre las bicicletas más inaccesibles del mercado. ¿Es la mejor bicicleta del mundo? Es una pregunta difícil de responder. Las hay más rápidas contra el viento, con mayor índice de rigidez o mejor integradas. Pero ninguna de ellas concede una experiencia tan rica y completa como la Specialized S-Works Aethos.

 Lo mejor

  • Montar sobre el cuadro más ligero del mundo con frenos de disco es indescriptible.
  • Combinación de ligereza, rigidez y comodidad.
  • Montaje de alta gama, a destacar el set Alpinist (ruedas y tija).
  • Potenciómetro de serie.

Lo peor

  • Cableado del manillar externo.
  • Disponible en un solo color muy discreto.
  • Quizá encajarían mejor cubiertas de 28 mm.

Ficha técnica / Specialized S-works Aethos SRAM Red eTap AXS

General

Precio: 14.500 €

Peso: 6,24 kg (talla 52 sin pedales)

 

Cuadro

Material: S-Works Aethos FACT 12r Carbon

Horquilla: S-Works FACT Carbon

Tallas: 49, 52, 54, 56, 58, 61

Transmisión

Desviador: SRAM RED eTAP AXS, braze-on

Cambio: SRAM RED eTAP AXS, 12-speed

Manetas: SRAM Red eTap AXS

Bielas: SRAM RED AXS Power Meter 48/35T

Pedalier: SRAM DUB BSA 68

Cassette: SRAM RED XG-1290, 12-speed, 10-33t

Cadena: SRAM RED 12-speed

Frenos: SRAM Red eTAP AXS

Ruedas

Llantas: Roval Alpinist CLX

Bujes: Roval AFD hub

Cubiertas: Turbo Cotton, 320 TPI, 700x26mm

Periféricos

Manillar: S-Works Short & Shallow

Potencia: S-Works SL

Tija de sillín: Roval Alpinist Carbon

Sillín: Body Geometry S-Works Power

Más información

Specialized Aethos

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.