Dos años después de su retirada, Sally Bigham vuelve a la competición junto con su equipo, el Canyon Topeak Factory Racing Team, y poco después de haber sido madre.

Sally ya era la corredora más veterana de su equipo cuando se retiró en 2016, después de haber ganado el Campeonato Europeo de XCM. De hecho, ese no fue su único mérito ya que Sally Birgham era una de las corredoras más importantes de la disciplina XC Maratón.

A su retirada, Sally no sólo había ganado el europeo sino también 2 medallas de plata en el Campeonato del Mundo de XCM, 5 títulos nacionales y la legendaria Leadville 100.

Ahora, con 40 cumplidos, Sally Bigham está dispuesta a afrontar este nuevo reto con fuerzas, pero consciente de que necesitará un periodo de adaptación antes de volver a estar al 100%: “No veo la hora de volver a competir. Las primeras carreras serán principalmente una prueba para ver dónde estoy con mi forma física. Estoy entrenando con la bicicleta desde cuatro semanas después de dar a luz, pero mi última carrera fue en octubre de 2016, así que, naturalmente, pasará algún tiempo antes de que vuelva a lograr mi nivel máximo“.

Por su parte, el director deportivo de Canyon Pro, Andreas Walzer, confía plenamente en ella y está convencido de que volverán sus victorias: “Estoy convencido de que Sally volverá a ponerse al día rápidamente después del nacimiento de su bebé. De hecho, creo que será aún más fuerte que antes, ¡hay una razón por la que todos la llamamos ‘Iron Sally’!“.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.