El prestigioso fabricante sueco Öhlins construye algunas de las suspensiones más avanzadas para motos y coches. Su desembarco en cuanto a su línea para MTB en España se produjo ahora hace dos años con su exclusiva línea de suspensiones específicas para bicis gravity. Recientemente hablamos con su responsable de producto en España, Víctor Baladez. Esto es lo que nos dejó la conversación

¿Cómo trabajáis para dar servicio técnico a los propietarios de suspensiones Öhlins en España?

A lo largo de estos dos años hemos creado una red de servicios técnicos en España y Portugal. A día de hoy y tras ese proceso ya somos cerca de 40 puntos oficiales que realizan esta importante función para el público final que posee una horquilla o suspensión de nuestra marca.

Víctor Baladez Ibañez, responsable de producto de Öhlins MTB en España

¿Qué tal o está aceptando el mercado?

Estamos teniendo una muy buena acogida por el usuario final. La verdad es que todo el que tiene Öhlins en su bicicleta se siente realmente satisfecho con el comportamiento de sus suspensiones y a través de las tiendas, nos llega todo este feedback positivo, tanto de quienes se compran una horquilla por ejemplo, como el que ya la tiene porque venía de serie en su bici, como es el caso de algunos modelos Specialzaed.

¿Cuales son exactamente vuestras funciones como Andreani-MHS Ibérica?

Nuestra compañía Andreani-MHS Ibérica es el distribuidor exclusivo para España de Öhlins, eso comporta no sólo comercializar sus productos para los bikers que quieran mejorar sus bicis, sinoi también ser los responsables del servicio técnico como he comentado antes, de todos esos productos a través de la relación con nuestra red de tiendas.

¿Cual es para vosotros el producto estrella?

A día de hoy y sin ningún tipo de duda es el amortiguador TTX 22 de muelle para enduro y descenso. Tras un periodo en el que hubo un apogeo de los amortiguadores ligeros para enduro, con funcionamiento de aire, parece que ha vuelto de nuevo un uso generalizado del muelle en esta categoría. La gente vuelve a apreciar el tacto y las mayores prestaciones del muelle frente a la del aire.

¿Además del mantenimiento y reparaciones, hay posibilidades de hacer más cosas con vuestras suspensiones?

Si, por supuesto. Antes de nada hay que decir que la configuración de serie de un amortiguador o suspensión Öhlins ya satisface a la inmensa mayoría de usuarios. De todos modos, ofrecemos también la posibilidad de incorporar modificaciones extras sobre la inicial, de esta manera, cualquier usuario puede obtener una horquilla realmente a la medida de sus necesidades o preferencias personales.

¿Y hay demanda de este tipo de customizaciones?

La verdad es que el volumen de demanda de estas personalizaciones es escaso. Creemos que la configuración establecida en el momento de la venta ya es excepcional. De todos modos, estamos satisfechos por poder ofrecer este servicio, creemos que es algo muy avanzado que pocas empresas pueden ofrecer a día de hoy. Es un hecho diferenciador que da todavía más valor Öhlins.

¿Qué proyectos de futuro tiene la marca?

Uno de ellos es el desarrollo de un nuevo amortiguador de aire que pretende ofrecer una respuesta a quienes continúan buscando una solución ligera para el enduro, por otro lado, Öhlins sigue trabajando en la evolución de su horquilla de Downhill, un mercado muy específico en donde la marca tiene grandes argumentos.

A parte del desarrollo del nuevos productos, la marca está en pleno proceso de expansión, pretende posicionarse como la tercera marca de suspensiones del mercado.

 

 

 

 

 

 

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.