TRANS GRAN CANARIA: OVER THE TOP

TRANS GRAN CANARIA: OVER THE TOP

Cada cierto tiempo toca cargar nuestras bicis al hombro para inevitables porteos en pedregales cuasi verticales, mientras intentamos no enganchar nuestros neumáticos contra los cactus que pueblan los laterales del camino y que podrían arruinar con sus espinas nuestro día fácilmente. Cada porteo, cada ascenso y cada dosis de esfuerzo se ven recompensados con un salvaje y rápido descenso. Acabamos nuestro segundo día ya al atardecer, apurando cada minuto. Después de nueve horas alcanzamos nuestro segundo lugar de pernocta en Artenara, con un alojamiento muy curioso: unas casas-cueva excavadas en la roca volcánica, y uno de los sitios donde mejor y más relajado he dormido nunca. 0005 Milner GC013 175

PUBLICIDAD Content_1

Los 3.500 metros de desnivel que hemos dejado atrás se empiezan a notar en las piernas en cuanto empezamos nuestro último día hacia Agaete. Nuestra dosis de ascenso-descenso-ascenso-descenso continúa, llevándonos a escenarios propios de la película “Parque Jurásico”, con una mezcla curiosa de plantas gigantes y agresivas lajas de piedra. Rellenamos nuestras mochilas de agua en el campamento de Tamadaba (el único punto de agua del tercer día) antes de iniciar nuestro último descenso. Delante nuestro nos aguarda 1 kilómetro vertical de descenso, zigzags y adrenalina a través de un sendero esculpido en la roca que no deja margen al error. Una caída aquí supondría una vida completa de visitas al traumatólogo. A lo lejos divisamos cómo nuestro singletrack emerge de entre las paredes para adentrarse en terreno más suave, serpenteando entre colinas como una línea atravesando una llanura prehistórica verde por las recientes lluvias caídas.

Podemos ver ya los molinos de viento de Agaete y sus casas blancas, los únicos signos de vida moderna. Un año atrás, más de 1.000 corredores de trail habían realizado este mismo camino en menos de 10 horas. A nosotros nos ha llevado casi 25 horas cubrir la misma distancia. Esta estadística haría llorar a cualquier freaky de Strava, pero ¿a quién le importa? Estamos a punto de finalizar una épica travesía de la isla, y la gloria es toda para nosotros…

Te recomendamos

Titan Desert 2022
Mussara

Deja un comentario