Se van acabando ya los calificativos para definir a Alejandro Valverde. Otro año más, y otro comienzo de temporada completamente rompedor. El murciano ha ganado el Abu Dhabi Tour y también la última etapa, única con final en alto de la carrera. De esta forma le ha arrebatado el maillot de líder a Rohan Dennis, que tenía una ventaja de 24 segundos sobre él y se ha dejado casi dos minutos en meta.

El astro de Las Lumbreras, por el que parece no pasar el tiempo, ha dominado perfectamente la etapa. Cierto que probablemente hay pocos perfiles más óptimos para sus condiciones como corredor: etapa corta, llana y con los últimos ocho kilómetros para arriba. Casi como si la hubiera diseñado él.

A placer

Valverde hasta probó un primer ataque, sin mucho entusiasmo, todavía con seis kilómetros de subida por delante. Luego el que se marchó en solitario fue Miguel Ángel López, en busca de un nuevo triunfo después de haber ganado en Omán la semana pasada junto a Lutsenko. Alejandro esperó en un grupo donde ya no estaba Dennis y apenas quedaban seis unidades: Wilco Kelderman, el dúo Formolo-Majka de Bora, el jovencísimo Niklas Eg y Julian Alaphilippe.

tour-abu-dhabi-alejandro-valverde-podio

Cuando quiso, dejó a los que eran sus cinco compañeros de viaje y con una facilidad pasmosa agarró la rueda del colombiano. Después de colaborar durante un par de kilómetros, todo se encaminó al sprint entre los dos. Una resolución en la que Valverde rara vez falla. Pese a que López se lo puso difícil, el jefe del Movistar entró primero a la última curva, salió ya por delante y su rival sólo pudo mirar en primera fila cómo alzaba los brazos.

Un día en el que, por otra parte, la imagen de la mañana ha sido el cortocircuito mental de Tom Dumolin, que una vez más ha sufrido una avería en el momento crítico de la etapa. En plena subida, el holandés sufría un problema mecánico, el segundo en dos días pues ya tuvo otro en la crono de ayer. Solo que esta vez la reacción ha sido tirar la bici por los suelos mientras llegaba el coche de su equipo.

La Volta… ¿y Strade Bianche?

El próximo gran objetivo de Valverde será la Volta a Catalunya, donde muy probablemente compartirá protagonismo con Nairo Quintana. El murciano se salta, por tanto, París-Niza y Tirreno, pero a lo mejor sí que está presente en la Strade Bianche de Siena. Una prueba donde ya ha estado relativamente cerca de ganar.

“Lo más seguro es que vaya directamente a la Volta, pero a lo mejor metemos alguna carrera en medio como la Strade Bianche. Tenemos que verlo en los próximos días”. Lo que está claro es que Valverde no regala nada. Más bien al revés, al filo de los 38 años se está mostrando más voraz que nunca.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Share This