Es un clásico de estas fechas, pero no por ello deja de ser menos espectacular. Nos referimos al White Style. Una vez más, la cita de slopestyle en Schanteilift en Leogang, Austria, casi derrite la nieve.  Especialmente ardiente fue el ganador italiano Torquato Testa, que lanzó los trucos más grandes y se vistió con la corona blanca para 2017. El francés Simon Pagès tomó el segundo lugar y Nico Scholze el tercero.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.