Wilier Rave SLR Traka 200 km: así es la bicicleta con la que se ganó la prueba gravel más dura de España

Wilier Rave SLR Traka 200 km: así es la bicicleta con la que se ganó la prueba gravel más dura de España

Girona acogió a finales de abril una de las pruebas de gravel más duras y famosas del calendario nacional e internacional: la Traka Gravel Race. Una prueba con recorridos y pistas de tierra espectaculares y la presencia de algunos de los mejores corredores de la modalidad. Asimismo, es el escaparate de bicicletas de gravel perfecto, con las últimas novedades en montajes. En este caso os mostramos la del ganador de la modalidad de 200 km, la Wilier Rave SLR del holandés Ivar Slik. 

PUBLICIDAD Content_1

La Traka es una de las pruebas gravel de moda. Con diferentes opciones de recorrido y una participación de nivel, esta carrera se ha convertido en objeto de deseo para los ciclistas de la especialidad. Ivar Slik, que en temporadas pasadas fue corredor de carretera con el equipo holandés Rompoot, ahora se ha pasado a la disciplina ciclista de moda con un calendario que incluye pruebas UCI, así como desafíos más duros como la Traka gerundense.

El neerlandés se impuso en la modalidad de fondo de 200 km, uno de sus grandes objetivos del año. Lo hizo en un sprint a cinco tras 200 km, 1.650 m de desnivel y un 85% de carreteras sin asfaltar por la provincia catalana. Slik, embajador de Wilier, participó en la Traka 200 km con una de las bicicletas top de la marca de la que es embajador, la Wilier Rave SLR. ¿Quieres saber qué montaje y tecnología tiene una bici de gravel para competir? La analizamos en detalle.

Wilier Rave SLR de Ivar Slik: puro gravel para ganar

wilier rave slr traka gravel

PUBLICIDAD Content_2

La Rave SLR es la cima de la oferta de la firma italiana en el gravel. Su cuadro de carbono utiliza la misma composición de fibras que los famosos modelos de carretera de Wilier, como la Filante SLR o la O SLR. Estas fibras se combinan con otras viscoelásticas especiales como el polímero de cristal líquido, para mejorar su capacidad de respuesta y rigidez en los puntos clave de la estructura.

El resultado es un cuadro ligero y preparado para absorber todo tipo de vibraciones del terreno, además de contar con el aval de la UCI para su recién creado calendario de gravel.

Por su parte, la bici de Slik, que usa una talla L, integra un manillar de carbono de la Filante SLR, que guía en su interior los cables de freno y del cambio, una solución cada vez más común en todo tipo de bicicletas de gama alta, desde carretera hasta MTB. La ergonomía del conjunto manillar-potencia está especialmente trabajada para aportar comodidad y manejo ante los impactos provenientes de los caminos de tierra del gravel. Además, sus medidas son especialmente llamativas: ancho de 440 mm para mayor control y estabilidad y potencia de 140 mm para conseguir la mejor postura acoplada sobre la bici.

PUBLICIDAD Content_3

Grupo de transmisión

wilier rave slr 2022

Para la transmisión Slik no escatima en calidad y precisión. Se vale del grupo Shimano GRX específico para gravel, con cambio electrónico Di2. Pero para la Traka no utilizó las bielas específicas del GRX, sino unas Ultegra con brazo de 172,5 mm y doble plato compact 50/34 para, según palabras del propio corredor, para ganar en desarrollo en los largos sectores de llano. El grupo se completa con un cassette 11-34 y pedales Look de carretera.

Ruedas y cubiertas

Otro punto interesante del montaje de esta Wilier Rave SLR son sus ruedas. Se trata del nuevo modelo Miche Graff Route. Un set específico para gravel de la marca Miche con llanta de carbono, perfil de 36 mm y bujes específicos de aluminio Miche X Graff, montados con rodamientos de baja fricción. Su peso es de 1.565 g el par y sobre ellas se montan cubiertas Schwalbe G-One.

Otros componentes

Además, el holandés equipa su Wilier con frenos de disco Shimano Dura-Ace, con rotores de 160 mm delante y 140 mm detrás. La tija es de aluminio, con diámetro de 31.6 mm y sobre ella se monta un sillín Fizik Aliante con raíles de titanio. Lleva también dos portabidones Elite en el triángulo delantero, y el ciclocomputador Wahoo Elemnt Bolt en un soporte flotante por delante del manillar. Por último, no falta una pequeña bolsa de repuestos instalada por debajo del sillín.

Con todo este equipamiento y, lógicamente, con su propia calidad y estado de forma, el Slik logró ganar la prueba con un crono de 6 horas y 26 minutos, a una media de 31 km/h.

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8

Deja un comentario