140 años de Zéfal: la historia de la marca que revolucionó las bombas de inflado
PUBLICIDAD

140 años de Zéfal: la historia de la marca que revolucionó las bombas de inflado

De la primera válvula Presta a la llegada de las bombas de inflado digitales. La historia centenaria de Zéfal ha estado ligada casi por completo a la fabricación de bombas y bombines para la bicicleta. Un artilugio esencial para el ciclista y el mantenimiento de su bicicleta, cuyos orígenes se remontan al Siglo XIX, en los orígenes del ciclismo.

Fotos: Zéfal

Hablar de Zéfal es hablar, automáticamente, de bombas de inflado para la bici. Aunque la marca francesa vende también otros accesorios para la bicicleta (como guardabarros, portaequipajes, candados o productos de limpieza, sin duda su producto estrella son las bombas y las que le han dado la gama y el estatus actual en la industria ciclista.

Una industria que ya no se puede entender sin la marca francesa, que procura ir a contracorriente del mercado actual tan globalizado, manteniendo gran parte de su producción en Francia, el 60%, según datos de la empresa. No obstante, productos como las bolsas de equipaje y algunos modelos de bombas siguen produciéndose en el extranjero.

Una marca siempre vinculada al país que vio nacer la bicicleta y el ciclismo, Francia. Éste ha sido su recorrido y las invenciones y avances que Zéfal ha aportado al mundo de la bici, a través de sus bombas.

Inventores de la válvula Presta (1880)

historia de las bombas Zéfal
Las primeras bombas Zéfal surgieron en una antigua fábrica de París, donde también se fabricaban calapiés y timbres para bicicletas.

Fue en 1880 cuando Etienne Sclaverand abre un taller en París donde se dedica a inventar y fabricar nuevas piezas para las incipientes bicicletas, como reposapiés para los pedales y su gran patente, la válvula Presta o francesa (válvula fina). Ese taller fue adquirido en 1900 por Edouard Morin, que posteriormente crearía la primera bomba Zéfal, por lo que se considera a Sclaverand el fundador.

Los reposapiés de Eugène Christophe (1922)

A comienzos de los años 20, los establecimientos Poutrait,  que posteriormente se unirían a Morin, adquieren la exclusividad de la fabricación de los reposapiés para pedales de Eugène Christophe, uno de los corredores más legendarios de los años 20 en Francia, el primer hombre en vestir el maillot amarillo del Tour de Francia.

La primera bomba Zéfal (1934)

Zéfal fue pionera en fabricar bombas de pie. La primera ya contaba con cuerpo de aluminio.

Ya en los años 30, Morin crea en su fábrica de París la primera bomba extra-ligera para inflar las ruedas de la bicicleta: la bomba Zéfal. Sólo un año más tarde, Poutrait y Morin se fusionan para crear el grupo Poutrait-Morin, que se encargaría de producir en masa y comercializar la nueva bomba Zéfal.

Así, Zéfal no fue desde el principio un nombre de marca, sino que identificaba a un modelo de bomba de Morin. La denominación surgió de unir las palabras Céfiro (la personificación del viento en la mitología griega) y Duraluminio (la aleación de aluminio con la que se fabricó la bomba).

Bombas sin fondo y de altas presiones (años 50-70)

El éxito de esa primera bomba Zéfal de aluminio fue muy grande y se comenzó a comercializar en masa durante los siguientes años. Llegó entonces el crecimiento y la especialización de la empresa en la fabricación de bombas de inflado para bicicletas. En 1938 la fábrica se trasladó desde París a una nave mucho más grande en Jargeau, 150 km al sur de París, en la región Centro. Desde entonces, las bombas Zéfal han salido, fundamentalmente, de esa fábrica. Y actualmente acoge la sede de la empresa.

Planta de Jargeau. El fabricante francés estrenó la que ahora es su sede en 1938.

En 1949 diversifican su gama de productos con nuevos inventos, como la bomba Solibloc, la primera bomba diseñada sin fondo. Décadas después, en 1972, lanzan al mercado la HP, la primera bomba de cuadro capaz de alcanzar altas presiones.

La minibomba para MTB (1989)

 

Zéfal tampoco fue ajeno a la creación y desarrollo del Mountain Bike en los años ochenta y principios de los noventa. En 1989 inventaron la primera bomba compacta telescópica para mountain bikes, el ‘mini double shot’. La minibomba o bombín marcó un hito en la industria, influenció productos similares de otras marcas y se vendió de forma masiva en todo el mundo.

Diversificación: bidones, guardabarros o lubricantes (2000)

El 60% de la producción de Zéfal sigue estando en Francia.

En 1998, el grupo Poutrait-Morin adquiere definitivamente el nombre de su producto estrella, Zéfal, para erigirse como uno de los fabricantes de accesorios para bicicletas más importantes de todo el mundo. En los años siguientes se expandieron internacionalmente, aunque mantuvieron un importante centro de producción en la fábrica original de Jargeau.

Bombas digitales Profil Max (2016-2021)

La bomba con manómetro digital de precisión, la última innovación de la marca.

La electrónica ha llegado definitivamente a la bicicleta para quedarse. Y Zéfal no se quedó al margen de ella. En 2016 lanzó al mercado la innovadora bomba de pie con manómetro digital Profil Max FP60, producida en Francia, a la que sucede en este 2021 la Profil Max FP65, también fabricada en el país galo.

La bomba de pie Profil Max FP65 tiene mango de madera. Un guiño a las bombas antiguas de la marca.

La bomba digital Profil Max FP65 es una bomba de pie que supone un nexo de unión entre el pasado y el presente de la marca. Fusiona detalles vintage de los antiguos infladores Zéfal, como el mango de madera, con elementos innovadores como el manómetro digital de gran precisión con retroiluminación. Además, su cuerpo, de aluminio anodizado, tiene una base de fibra reforzada que permite absorber golpes y soportar altas temperaturas durante el inflado.

La conexión de esta bomba con la válvula es reversible y válida tanto para Presta (fina) como Schrader (gruesa). Además, es fácil de guardar gracias a sus ranuras de bloqueo integradas de su cuerpo, que permiten recoger y fijar la manguera sin ocupar más espacio. Su presión máxima de inflado es 12 bar (174 psi) y sólo pesa 1,1 kg.

Te recomendamos

Non Stop

Te recomendamos

Mussara

Deja un comentario